Lenguaje inclusivo y diversidad en las nuevas libretas de salud de Neuquén

Las anteriores eran rosas para las nenas y celestes para los nenes. El nuevo documento tiene como objetivo poder dar un abordaje integral a la niñez.



La nueva libreta de salud dejó de lado el rosa y el azul por colores sin estereotipos de género. Foto: gentileza.-

La nueva libreta de salud dejó de lado el rosa y el azul por colores sin estereotipos de género. Foto: gentileza.-

En Neuquén se comenzaron a utilizar nuevas libretas de salud para la infancia, que fueron el resultado de un trabajo interdisciplinar que demandó dos años. El objetivo de las modificaciones es poder realizar un abordaje integral de la niñez, con un elemento que le sirva tanto al plantel profesional como a las personas adultas a cargo del cuidado.

La primera diferencia que salta a la vista es el cambio de color. Las anteriores eran rosas para las nenas y celestes para los varones. Dejando atrás los estereotipos de género, la nueva portada es blanca y amarilla.

También se modificó la denominación con una unificación: de libreta del salud del niño o la niña (según correspondía a cada color), ahora se llaman "libreta de salud para el cuidado y la atención de la niñez".

El cambio, explicó la referente de la dirección de Maternidad e Infancia, Cecilia Mailer, no sólo buscó renovar el contenido y las recomendaciones útiles para las familias que comienzan con cada nacimiento un nuevo ciclo de crianza, sino también adecuar ciertos usos del lenguaje y formas de registro que estén en sintonía con el reconocimiento de la diversidad de género y de familias.

Entre las novedades, desde el Gobierno resaltaron la incorporación del "Instrumento para la Observación del Desarrollo Infantil" (IODI). Se trata de una grilla que enumera indicadores para la evaluación integral del desarrollo entendido como un proceso de cambio, en el que se observan la incidencia de cuestiones psicobiológicas, pero también y fundamentalmente, de interacción con quienes tienen a cargo el cuidado y con el entorno inmediato.

En este sentido, se sumaron en el mismo documento los patrones para el seguimiento del crecimiento de niñas y niños. También se añadió, en la primera página, el listado de los derechos de la niñez.

Además, hay recomendaciones para las personas a cargo de la crianza que abordan aspectos como las inmunizaciones, el desarrollo, accidentes domésticos y uso de pantallas, entre otros. Las mismas están diferenciadas por etapas de crecimiento desde el nacimiento hasta los dos años.

También se el pasaje de la antes llamada Libreta del Prematuro por una libreta que adecua el seguimiento de salud integral a las necesidades de los menores nacidos antes de término o que, por cualquier otro tipo de condición, necesiten controles especiales.

Son una versión actualizada con diseño y lenguaje inclusivo. Integran nuevos instrumentos de medición, el calendario de vacunación, recomendaciones e información para el cuidado y la atención de la niñez”,

explicó la ministra de Salud, Andrea Peve.

Comentarios


Lenguaje inclusivo y diversidad en las nuevas libretas de salud de Neuquén