Muebles de mármol para la eternidad

Durante mucho tiempo el mármol se asociaba exclusivamente con lápidas y ceniceros caros. Ahora, las piedras naturales viven un renacimiento en el diseño de muebles, muchas veces con formas impresionantes.



#

Un ejemplo de este tipo de muebles que pocas veces se ha visto es el “Tobi Ishi” de B&B Italia. El modelo de mármol blanco de Carrara para mesa de comedor redonda pesa 460 kilogramos.

El mueble de lujo fue diseñado por Edward Barber y Jay Osgerby. Estos diseñadores londinenses crearon algo inamovible ocupándose al mismo tiempo de construcciones flotantes. En Japón, los “tobi ishi” son “piedras voladoras” con las que se construyen caminos en el jardín o en el agua. Con dos pies asimétricos, la mesa efectivamente tiene una construcción muy ligera. La ligereza contrasta con la materialidad.

Durante mucho tiempo, los materiales pesados y opulentos estaban mal vistos en el mundo del diseño. Los materiales de trabajo tenían que ser ligeros, así como nuevos e innovadores. Barver y Osgerby ya no respetan este dictado del modernismo y utilizan un material, el mármol, que tiene una antigüedad de hasta 600 millones de años. A diferencia de muchos materiales de trabajo, el mármol es un material que tiene una vida independiente incontrolable. Debido a su estructura cristalina, la piedra puede parecer salvaje e inquieta pero también delicada y suave.

Debido a su pesadez, el mármol durante mucho tiempo no tenía mucha demanda en el mundo del diseño. Su uso para vestíbulos ostentosos de bancos y ceniceros de lujo no contribuía precisamente a mejorar la imagen de este material. Ahora, sin embargo, los muebles de mármol están cada vez más presentes en el mercado. Firmas como e15 de Alemania, De Pavoda de Italia u Ox Design de Dinamarca han reeditado las mesas con placas de mármol.

Bjoern Berger, de Supergrau, también se ocupa intensivamente de piedras naturales de alta calidad. Este diseñador trabaja con mármol y con la roca travertino, una piedra más joven. “Nosotros nos centramos en usar aquellos materiales de trabajo que por sí mismos aportan valor”, dice Berger.

A Berger no sólo le interesa la piedra natural por su valor intrínseco. “Quizás, uno de nuestros enfoques principales consiste en querer trabajar en estos tiempos agitados materiales estáticos, antiguos y románticos”, dice el diseñador de Supergrau. “En el plano formal, sin embargo, utilizamos el material de manera muy neutral. La opulencia del material contrasta con el minimalismo durante la creación”.

Mientras que antes era bastante laborioso trabajar el mármol, los diseñadores modernos se aprovechan de la tecnología moderna. “Apenas existe ninguna técnica que no se haya intentado aplicar también al mármol”, dice Wolfgang Thust, dueño de una cantera que tiene 190 años de antigüedad.

Actualmente, la piedra natural se trabaja sobre todo a máquina. Al mismo tiempo, sin embargo, se pide la intervención del hombre. Es cierto que hoy se pueden automatizar muchas cosas, pero muchas veces el especialista prefiere hacer los detalles manualmente”, dice Thust. “Él siente la fuerza de la presión y evita así destrozos”.

Cualquier objeto de diseño se puede hacer a base de mármol. Benjamin Hubert, de Londres, ha diseñado pantallas de lámpara de mármol aprovechando el hecho de que este material, con un grosor no mayor de siete milímetros, es transparente. Studio Vit, de Suecia, ha diseñado portalámparas de mármol. El diseñador británico James Irvine ha desarrollado varios diseños que Marsotto ha convertido en objetos de mármol blanco de Carrara como tresillos, mesas o lámparas.

Debido a su pesadez y robustez, los objetos de mármol contrastan con los productos de una industria que todos los años lanza al mercado incontables novedades. El mármol satisface la ansiedad del hombre de estabilidad en la vida. A nadie le puede resultar fácil cambiar de sitio la mesa “tobi ishi”.

dpa


Comentarios


Muebles de mármol para la eternidad