Nuevo banquero de El Vaticano también fabrica barcos de guerra

Su nombramiento es una de las últimas decisiones de Benedicto XVI.

#

Benedicto XVI realiza las últimas actividades de su papado.

CIUDAD DE EL VATICANO (AP).- El Vaticano se vio envuelto ayer en una nueva controversia en torno a su banco al reconocer que el nuevo titular de la institución es también presidente de una empresa que construye barcos de guerra para Alemania. Las autoridades de la Iglesia habían anunciado ayer con grandes fanfarrias que el papa Benedicto XVI había aprobado uno de los últimos nombramientos de su papado, al ejecutivo Ernst von Freyberg como presidente del banco del Vaticano. El padre Federico Lombardi, portavoz del Vaticano, se mostró sorprendido cuando un periodista le advirtió que la constructora alemana que preside Von Freyberg, Blohm + Voss, tiene una sección militar. Lombardi objetó y defendió la elección de Von Freyberg. Lombardi emitió después un comunicado en el que dijo que Blohm + Voss repara y transforma cruceros y construye yates, al tiempo que forma parte de un consorcio que está construyendo cuatro fragatas para la Armada de Alemania. Michael Brasse, portavoz de Blohm + Voss, con sede en Hamburgo, dijo que von Freyberg es presidente del consejo ejecutivo de los Astilleros Blohm + Voss, una unidad concentrada en la construcción de barcos civiles. Sin embargo, antes de que los Astilleros Blohm + Voss y otras unidades no militares de Blohm + Voss fueran vendidos en el 2011 a Star Capital Partners, su sección que construye barcos de guerra, Blohm + Voss Naval, había acordado un contrato con el Ministerio de Defensa de Alemania para la fabricación de cuatro fragatas militares. Blohm + Voss Naval subcontrató la construcción de esas embarcaciones con Astilleros Blohm + Voss. Aunque Blohm + Voss Naval es conocida ahora como ThyssenKrupp Marine Systems GmbH, y está totalmente separada de las demás unidades Blohm + Voss, la unidad de los Astilleros continúa la construcción de las fragatas por el compromiso del contrato. Sin embargo, cuando concluya la construcción de estos barcos, la empresa tiene previsto concentrarse totalmente en naves no militares. “La empresa está concentrada en la construcción de yates, así como en la reparación de cruceros o de equipo marítimo para la industria petrolera y del gas’’, indicó Brasse. La nueva información sobre la construcción de los barcos militares predominó en lo que se suponía habría sido el nombramiento triunfal del Vaticano de un nuevo presidente para el banco, cuyo anterior director Ettore Gotti Tedeschi fue despedido hace nueve meses por incompetencia. El despido sorpresivo de Gotti Tedeschi ocurrió en momentos en que el Vaticano sometía sus finanzas a inspección ante la comisión del Consejo Europeo en un intento por sumarse a la lista de países con finanzas transparentes.


Comentarios


Nuevo banquero de El Vaticano también fabrica barcos de guerra