Otra marcha de silencio por la recuperación de los heridos

Zapatos gastados, horas al sol, pero la frente alta como para cubrir sin problemas los seis kilómetros que distan entre la escuela de la tragedia y el hospital Zatti de Viedma. La nueva marcha de silencio se convocó para pedir por la recuperación de Natalia Salomón, Pablo Saldías y Rodrigo Torres, internados en el nosocomio viedmense.

La columna de unos 200 estudiantes secundarios de "Islas Malvinas" se hizo sentir por las calles maragatas y viedmenses, por el respeto que imponía sobre los transeúntes y automovilistas, el solo hecho de caminar con pancartas y fotos de los alumnos asesinados, como si fuera la exhibición de standartes.

La marcha partió a media mañana del colegio y contó con la participación de los familiares más directos de los adolescentes cuya ausencia es notoria, a medida que transcurren los días después de la tragedia.

 

El dolor de los padres

Tomás y Marisa Ponce caminaron tomados de la mano mostrando la foto de su hijo Federico, y más atrás lo hicieron los parientes de las chicas Sandra y Evangelina.

Con el sol a pique atravesaron el puente ferrocarretero apoyados por móviles policiales, del municipio de Patagones y una ambulancia para atender a los más exhaustos.

Todo el cuerpo docente del establecimiento estuvo presente entre los manifestantes. Más calma, pero con huellas profundas de los momentos más tensos vividos en la última semana, la directora de la escuela, Adriana Goicochea, se mostro predispuesta a hacer un balance del retorno a la actividad después de la matanza. (AV)

Nota asociada: MASACRE EN EL COLEGIO: Patagones pidió más prevención y seguridad en las escuelas  

Nota asociada: MASACRE EN EL COLEGIO: Patagones pidió más prevención y seguridad en las escuelas  


Comentarios


Otra marcha de silencio por la recuperación de los heridos