Otro episodio de violencia en una guardia médica

Una asamblea reclamó más seguridad.



#

La atención fue mínima en el hospital del oeste neuquino. Hay temor por los ataques frecuentes y piden más presencia policial.

Yamil Regules

NEUQUÉN (AN).- Un joven intoxicado amenazó con un cuchillo a una médica en la guardia del Hospital Horacio Heller. La mujer reaccionó rápido y logró huir del consultorio, y luego entre la policía y profesionales del centro asistencial lograron contener al agresor. Ayer en una asamblea los profesionales pidieron más seguridad.

El incidente ocurrió la noche de lunes aproximadamente a las 23:30. “El joven llegó a la guardia y ahí ya advirtieron que estaba intoxicado, por lo que se lo hizo ingresar a la sala de espera interna para que lo atendieran lo más rápido posible”, informó una fuente del hospital.

Los médicos detectaron que estaba intoxicado por su estado de excitación y además porque advirtieron que entre sus prendas tenía una caja de pegamento.

“Ni bien se desocupó una profesional lo hizo ingresar a su consultorio. Al entrar, el joven le puso pestillo a la puerta y sacó un cuchillo con el que amenazó a la doctora. Ella reaccionó rápido y salió a los gritos por la otra puerta del consultorio”, detalló la fuente.

Los que primero intervinieron fueron los compañeros de la profesional que dejaron cerradas las puertas del consultorio para que el muchacho no saliera.

“El policía consignado estaba en la parte de afuera tratando de contener a dos mujeres que discutían. Acá es muy común que se registren incidentes”, aclaró el profesional.

Ni bien el policía tomó conocimiento de la situación ingresó a la guardia y solicitó apoyo a la comisaría 21 por lo que en cuestión de minutos varios móviles arribaron al centro asistencial.

Durante más de 20 minutos policías y médicos estuvieron tratando de convencer al joven para que deponga la actitud.

Finalmente un profesional que estaba en el lugar le ofreció medicarlo pero el muchacho se negó y pidió ser internado en el servicio de adicciones.

Rápidamente se acordó su trasladado al servicio de adicciones del Hospital Regional Castro Rendón por lo que el joven arrojó el cuchillo y se entregó.

Mientras lo trasladaban bajo custodia al hospital Regional la profesional afectada fue tranquilizada y radicó la denuncia en sede policial.

Desde el hospital Horacio Heller confiaron que el episodio agitó los fantasmas de lo sucedido en Cutral Co y Cipolletti, donde se registraron homicidios (ver aparte). “Fue inevitable pensar en eso mientras todo sucedía”, confesó un profesional que admitió que tampoco es posible militarizar los hospitales.

De todos modos se realizó luego una asamblea en la que se reclamó más seguridad. Ayer sólo atendieron casos urgentes.


Comentarios


Otro episodio de violencia en una guardia médica