Circulación por DNI en Neuquén: días y horarios para comprar y recrearse

Pensaron que rompía la cuarentena, pero volvía de diálisis y la pasó mal

Le sucedió al economista Pablo Ala Rué, referente académico de la región. Contó su experiencia en las redes sociales.



Habrá restricciones también para los camiones de carga que llegan de Chile. Foto: archivo.

Habrá restricciones también para los camiones de carga que llegan de Chile. Foto: archivo.

El economista Pablo Ala Rué vivió una mala experiencia ayer durante un control de la cuarentena por coronavirus en Neuquén y la contó en sus redes sociales: el policía que le pidió los datos no le creyó que regresaba de su tratamiento de diálisis. El relato tuvo un gran impacto y, aseguró, hasta el gobernador Omar Gutiérrez lo llamó para saber qué pasó.

"Bueno, llego a mi casa, angustiado, casi llorando. Un señor mayor, de 57 pirulos". Así inició su relato Ala Rué sobre lo que le ocurrió ayer, sobre la calle Primeros Pobladores, cuando regresaba a su casa en Cipolletti. Contó que entregó toda su documentación y la del auto, pero la respuesta que recibió fue inesperada: "él decía que sabía muy bien lo que era la diálisis y que yo me la podía hacer en casa o en Cipolletti".

El economista le explicó que no era así y que debía continuar el tratamiento en el centro médico que ya lo viene realizando. Nuevamente, la respuesta fue aun más inesperada: dijo que el agente lo anotó en una lista porque si volvía a verlo, lo detendría. "Le dije que me llevara detenido hoy, porque iba a pasar todos los lunes, miércoles y viernes a la misma hora, pero no quiso", explicó Ala Rué.

Después de manifestar su mala experiencia, las respuestas que recibió el profesional -referente académico de la región y exdecano de la Facultad de Economía- fueron numerosas. Entre las mismas, contó que el gobernador Gutiérrez se comunicó para interiorizarse sobre lo ocurrido.

Luego, Ala Rué, aclaró: " (...) hay miles de compatriotas que están pasando situaciones tan angustiantes, que este episodio es un poroto al lado de todo eso" y concluyó: "Pongamos todos nuestras energías solidarias en ayudarlos a ellos.Eso si, tengamos cuidado con los desbordes autoritarios. La cuarentena debe cumplirse y quienes nos ponen en riesgo por negligencia deben ser sancionados. Pero las garantías personales nunca tienen que ponerse en cuestión".

Es un peligro soltar a esta gente sin una mínima capacitación. Si me hicieron esto a mí, que tengo la posibilidad de defenderme, que conozco mis derechos, me imagino lo que le hacen a un joven en situación de vulnerabilidad. Muy doloroso."

Extracto del relato del economista Pablo Ala Rué.

Comentarios


Pensaron que rompía la cuarentena, pero volvía de diálisis y la pasó mal