Pérez Estevan se comprometió a garantizar la seguridad de la comunidad Buenuelo

Así lo manifestó el ministro de Seguridad y Justicia de la provincia en una reunión con funcionarios de Nación, que viajaron a Bariloche por el conflicto por tierras que afecta a esa comunidad mapuche.




Noticias Diarias
>
Recibí las noticias
que te interesan
NEWSLETTER

El ministro de Seguridad y Justicia de la provincia, Gastón Pérez Estevan, con funcionarios del Ministerio de Seguridad de Nación y referentes mapuches. (Foto Alfrefo Leiva)

El ministro de Seguridad y Justicia de la provincia, Gastón Pérez Estevan, con funcionarios del Ministerio de Seguridad de Nación y referentes mapuches. (Foto Alfrefo Leiva)

El ministro de Seguridad y Justicia de la provincia, Gastón Pérez Estevan, se comprometió esta tarde de miércoles a garantizar la seguridad de los miembros de la comunidad mapuche Buenuleo, que se encuentran en un lote, que está en litigio con particulares.

Integrantes de esa comunidad denunciaron que sufrieron una nueva agresión el 29 de abril pasado, a manos de un grupo de personas que respondían a Emilio Friedrich, quien reclama desde septiembre del año pasado la restitución de ese lote. Las tierras están ubicadas en el barrio Pilar II de Bariloche, a los pies del cerro Ventana.

Pérez Estevan participó esta tarde de miércoles de una reunión con funcionarios del Ministerio de Seguridad de la Nación que viajaron a esta ciudad, junto con la titular del Instituto Nacional de Asuntos Indígenas (INAI) Magdalena Odarda, para analizar y tratar de interceder en el conflicto que afecta a la comunidad Buenuleo.

El encuentro se hizo en la sede que la Universidad de Río Negro tiene en la calle Mitre al 600. Asistieron además representantes de la comunidad Buenuleo, acompañados de su abogada Marina Schifrin, y otros dirigentes mapuches. También, el obispo de Bariloche, Juan José Chaparro, que mantuvo un perfil bajo.

En el exterior del edificio, sorprendió el despliegue de seguridad con un grupo de por lo menos 10 custodios del Ministerio de Seguridad de Nación y camionetas de la Policía Federal.

Tras la reunión, el secretario de Articulación Federal de Seguridad de la Nación, Gabriel Fuks, explicó a “Río Negro” que vinieron a Bariloche con un equipo de abogados del Ministerio de Seguridad de la Nación y la subsecretaria de Programación Federal y Articulación Legislativa, Silvia La Ruffa.

El secretario de Articulación Federal de Seguridad de la Nación, Gabriel Fuks, (en el centro) junto al ministro de Seguridad y Justicia de Río Negro, Gastón Pérez Estevan. (foto: Alfredo Leiva)

Fuks dijo que se habían reunido con las áreas jurídicas “que están interviniendo en esta situación que ha escalado más allá de lo que esperábamos”. Comentó que implementaron en esta ciudad una mesa, con varios actores, para avanzar en el cumplimiento del mecanismo de resolución alternativa de conflictos territoriales con los pueblos originarios, que se firmó a principios de este año en Tucumán, en un encuentro del Consejo de Seguridad Interior.

“Es una mesa que analiza los problemas, se va construyendo en la práctica”, explicó el funcionario de Nación. Recordó que es un acuerdo que la Provincia de Río Negro y otras firmaron “en el cual el Ministerio de Justicia, a través del INAI, el Ministerio de Seguridad, a través de la Secretaría de Articulación Federal, y el Ministerio de Ambiente, a través de Parques Nacionales, van consensuando y generando ante cada una de las crisis que se plantean algún tipo de respuesta”.

Referentes mapuches, junto con la abogada Marina Schifrin, llegan a la reunión. (Foto: Alfredo Leiva)

“Pero, al mismo tiempo, analizando temas estratégicos de la vinculación del Estado con el pueblo mapuche, que ha tenido en los últimos tiempos momentos muy controversiales, muy complejos, y no queremos repetir experiencias negativas”, sostuvo Fuks. “Estamos como construyendo el diálogo a partir de eso”, agregó.

“Hemos llegado, no a un acuerdo, pero sí por lo menos a un consenso, para que entre la Nación y la Provincia podamos trabajar en los próximos 90 días en hacer un compromiso para estudiar alternativas al problema de la seguridad de la comunidad”, sostuvo Fuks.

“Mientras tanto la Provincia se compromete a mantener y mejorar la situación que está planteada en el terreno incluso con alguna elementos que puedan ser tecnológicos para mejorar la vigilancia”, afirmó.

Mañana jueves a las 10, Fuks, Pérez Estevan, Odarda, La Ruffa, visitarán a los miembros de la comunidad Buenuelo.

“Lo que la justicia diga es importante, va determinando el contorno, pero evidentemente lo que estamos tratando es, en el aquí y ahora, resolver el problema”, afirmó. “Y esperar que la justicia con el tiempo tome cartas sobre el fondo del asunto que, sin duda, tiene que ver con la propiedad, con situaciones ancestrales, con situaciones mucho más complejas”, aclaró.

Referentes mapuches y de la comunidad Buenuleo en la reunión. (Foto: Alfredo Leiva)

Pérez Estevan valoró el trabajo conjunto con Nación “para resolver los conflictos de una manera alternativa, independientemente de los plazos que puede tener la justicia”.

Respecto a las denuncias de la comunidad por la llamativa ausencia policial el 29 de abril pasado, cuando fueron atacados, el ministro lamentó la agresión con arma blanca en contra de uno de los integrantes de la comunidad.

“No sé si hay una falla. Lamentablemente, la presencia policial se encontraba en un lugar distante, al sitio donde sucedieron los hechos”, comentó.

“Quiero ir a recorrer el lugar, a ver la posibilidad de poner la custodia policial en un lugar que sea satisfactorio y que también le transmita tranquilidad a los vecinos”, aseguró. “Pero, sobre todas las cosas, que el personal policial esté en un lugar cómodo, digno”, manifestó Pérez Estevan.

Dirigentes mapuches antes de entrar a la reunión con funcionarios de Nación y Pérez Estevan. (Foto Alfredo Leiva)

Antecedentes

El 10 de septiembre pasado, miembros de la comunidad Buenuleo se instalaron en el lote pastoril y se instalaron en una vivienda que había construido Friedrich. Hubo incidentes y se originaron dos causas penales.

Friedrich denunció a los mapuches por usurpación y los fiscales de Bariloche Martín Lozada, Tomás Soto y el adjunto Gerardo Miranda formularon cargos contra un grupo de miembros de la comunidad Buenuleo. Les atribuyeron el delito de usurpación porque despojaron a Friedrich y otros particulares del lote, que tiene una superficie estimada en 92 hectáreas.

El juez de garantías Sergio Pichetto admitió los cargos, entendió que había pruebas como para avanzar con la investigación y ordenó restituir el lote a Friedrich, que presentó documentación para demostrar que había comprado el lote.

Los miembros de la comunidad imputados impugnaron la resolución. El juez Marcos Burgos revisó la decisión de Pichetto y la confirmó. También, ratificó la orden de desalojo.

La defensa de los mapuches recurrió ante el Tribunal de Impugnación de la Provincia que admitió a principios de diciembre último el recurso y resolvió que la justicia provincial no era competente para intervenir en el conflicto. En consecuencia, el desalojo quedó sin efecto. Por eso, la causa pasó al juzgado federal de Bariloche que todavía no se expidió.

La otra causa que se originó el 10 de septiembre pasado, fue por la denuncia que formularon miembros de la comunidad Buenuleo por agresiones y amenazas con armas por parte de personas que acompañaban a Friedrich esa jornada. Esa causa, la fiscalía la impulsó en febrero pasado. Y ahora se sumó la denuncia por las agresiones del 29 de abril pasado.

Aunque la abogada de la comunidad informó en redes sociales que son más de 8 las denuncias presentadas por agresiones y amenazas, pero la fiscalía no impulsó ninguna.


Comentarios


Pérez Estevan se comprometió a garantizar la seguridad de la comunidad Buenuelo