Juan Martin asumió como presidente del PRO y presentó un proyecto para no perder días de clases por paros

La iniciativa prevé la obligación de garantizar una guardia mínima que asegure el funcionamiento de las escuelas.

El PRO de Río Negro completó el proceso de renovación de su Consejo Directivo, con la asunción formal del legislador Juan Martin como presidente del partido. 

Después de las elecciones del 19 de mayo, el martes por la noche se hizo un encuentro virtual entre dirigentes de toda la provincia, para formalizar la integración de las nuevas autoridades. 

Allí, además de la asunción del nuevo presidente y los vices Flavia Boschi y Fernando Dalvit, se definieron las diversas secretarías. 

La secretaría general estará a cargo del legislador provincial Juan Sebastián Murillo Ongaro (Río Colorado); la de Cultura y Comunicación a cargo de Marcelo Ramallo (Ingeniero Jacobacci); la de la Mujer a cargo de Claudia Bértora (Bariloche); la de Asuntos Universitarios a cargo de la legisladora Gabriela Picotti (Villa Regina); la de la Juventud a cargo de Pablo Verdecchia (General Roca); en tanto que el Tesorero será Jorge Padín (General Roca). 

Por otra parte, se fijó fecha para la realización de la próxima Asamblea del PRO Río Negro, la cual se llevará a cabo el 27 de julio en el Alto Valle. 

La postura del PRO ante el paro de Unter

 

Además de lo estrictamente partidario, esta semana el PRO también fijó postura sobre el conflicto en el ámbito educativo de la provincia, con dos paros realizados por la Unter en menos de una semana. 

En ese sentido, el legislador Martin presentó un proyecto de ley para que en caso de huelga docente se garantice una guardia mínima que asegure el funcionamiento de las escuelas. 

“Es un proyecto que contempla la declaración de la educación como un servicio estratégico esencial para la provincia, que está en línea con lo que la semana pasada tuvo dictamen en el Congreso Nacional”, explicó el autor de la iniciativa, que cuenta con el acompañamiento de todos los legisladores del bloque PRO-Unión Republicana. 

De aprobarse este proyecto, cada escuela deberá mantener una guardia mínima del 30% de su planta docente y no docente en caso de paro. En el supuesto de que la medida de fuerza se extienda por más de dos días, dicha guardia deberá ser del 50%. 

“Lo que buscamos fundamentalmente es garantizar que las escuelas sigan abiertas”, explicó Martin, indicando que “países como Francia, Alemania, España, Ecuador y Perú tienen normas que declaran a la educación como un servicio esencial y fijan límites a las huelgas docentes”.  

“La tarea de los maestros es tan importante como la de los policías o la de los trabajadores de la salud, por eso no deberían poder parar por completo las escuelas”, añadió. 


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Registrate gratis

Disfrutá de nuestros contenidos y entretenimiento

Ver planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora