Logo Rio Negro

Por la temporada de incendios, llegan aviones hidrantes a la cordillera

Servicio Nacional de Manejo del Fuego desplegó dos helicópteros y dos aviones para atender la demanda. Tendrán base en San Martín de los Andes y Bariloche.





El Servicio Nacional de Manejo del Fuego dispondrá de cuatro nuevos medios aéreos para el combate de incendios forestales en la región cordillerana de Río Negro y Neuquén.

El Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible, del cual depende el organismo que trabaja la temática del fuego, informó que desplegó un helicóptero y un avión hidrante con base de operaciones en Bariloche y el mismo equipamiento en San Martín de los Andes.

El operativo nacional de cara a la temporada ya cuenta con 60 brigadistas en la base de Las Golondrinas, en Chubut, que “realizan tareas de capacitación, asistencia y apoyo técnico para las coordinaciones regionales del Servicio Nacional de Manejo del Fuego, las provincias y la Administración de Parques Nacionales”.

El refuerzo de medios aéreos de cara a la temporada de incendios forestales se realiza cada año pero esta vez se anticipó la llegada y se incrementó el equipamiento.

Nación destacó que a partir de la creación de un fideicomiso con alícuota del tres por mil de pólizas de seguro, se incrementó el financiamiento del Servicio Nacional de Manejo del Fuego en 2.640 millones de pesos. A esta suma se añade al presupuesto 2021, que contempla para el área 418 millones de pesos, por lo que la inversión total asciende a más de 3.000 millones de pesos.

El ministerio que conduce Juan Cabandié valoró que actualmente dispone de un presupuesto siete veces superior al ejecutado el año pasado para atender la problemática de los incendios forestales.

El ministerio indicó que de acuerdo a un informe del Servicio Meteorológico Nacional, para los meses de diciembre, enero y febrero se anticipan condiciones adversas con el fenómeno de “La Niña”, que trae aparejadas temperaturas sobre el promedio y a precipitaciones por debajo de la media. Esto se suma a la escasez de precipitaciones que se registró durante los meses del invierno, lo que genera mayor disponibilidad de material combustible superior a lo normal.
Ambiente de nación recordó que “el 95 % de los incendios forestales son producidos por intervenciones humanas”. Detalló que entre las primeras causas se encuentra el uso del fuego para la preparación de áreas de pastoreo y otras causas son el abandono de tierras, las fogatas y las colillas de cigarrillos mal apagadas.

“Los factores climáticos, como la falta de precipitaciones, las temperaturas elevadas, el bajo porcentaje de humedad, las heladas constantes y los vientos fuertes, inciden en la propagación del fuego”, destacó el organismo.


Comentarios


Seguí Leyendo

Logo Rio Negro
Por la temporada de incendios, llegan aviones hidrantes a la cordillera