Pronóstico: ¿sigue la inestabilidad hasta fin de año?

Fuentes de la AIC reportan que estamos ante un fenómeno del Niño atrasado, por lo que los sistemas de tormentas y bajas temperaturas se van a mantener hasta diciembre.



#

Sí, van a seguir las tormentas en lo que resta del año.(Foto: Emiliana Cantera )

“Uy, ¿otra vez?”, es la respuesta inmediata que se escucha cuando nos enteramos de que las lluvias continuarán durante lo que queda de la temporada en la región. Y las condiciones se mantendrán incluso en los próximos meses, como consecuencia del arribo del “Niño” con algunas demoras.

Según informaron desde la Autoridad Interjurisdiccional de Cuencas (AIC), este es un fenómeno que se replica en todo el país y que tiene origen en diversos factores. El inicial es que está llegando a las costas de Sudamérica un “niño débil” (luego de muchos años) atrasado dos meses; motivo de ello, todavía se registran nevadas y lluvias importantes en la zona cordillerana.

Además, a partir del 15 de septiembre “se activó un bolsón sudamericano por el que está llegando aire cálido subtropical. Esa combinación está generando lluvia y chaparrones en las zonas de sequía. Tenemos una presencia cada vez más importante de aire húmedo y frío desde el Atlántico y del Pacífico, y siguen las lluvias”, señalo Fernando Frassetto en diálogo con “Vos a diario”.

Ello genera temperaturas inestables, ya que muchos de los sistemas están asociados al aire polar y esas bajas ingresan todo el año, pero con una tendencia de mejora muy rápida y que se observa en el casi inmediato crecimiento gradual en algunos momentos del día.

Entonces ¿qué esperamos para los próximos días? Hay que tener en cuenta que las lluvias y las tormentas se van a mantener. Seguirá ingresando el aire fresco y húmedo en los siguientes dos meses, aunque la primera quincena de noviembre se espera que llegue aire mucho más cálido; a diferencia de la segunda parte del mes, donde habrá una combinación de períodos cálidos con períodos fríos.

Este contexto climático se mantendrá incluso para el verano. Según informó Frassetto, para las fiestas de fin de año se notará “un descenso importante de la temperatura asociado al Niño. Y la primavera y el comienzo del verano no tienen hasta ahora grandes ascensos de temperaturas”. Recién en la segunda quincena de enero habrá un aumento de las máximas.

“En general, cuando suceden Niños no tenemos primaveras cálidas. Ahora podemos esperar buen tiempo, calor y de pronto chaparrones, y notaremos que mejorará luego”, adelantó el meteorólogo.


Comentarios


Pronóstico: ¿sigue la inestabilidad hasta fin de año?