Renovación... en puerta

Las puertas de madera requieren de cierto cuidado para verse como nuevas. Aquí te contamos cómo.

La entrada a una casa es casi una carta de presentación. Puertas y ventanas, de alguna manera, invitan a pasar. Es por eso que si están un tanto deterioradas tienen solución. En esta nota algunos consejos para los que prefieren la madera. Las puertas de madera que son viejas o están en mal estado por que han sufrido golpes o arañazos, se pueden llegar a restaurar de forma fácil. La idea es darles una “lavada de cara” para que vuelvan a brillar.

1.- Hay que sacar la puerta. Podríamos hacer la restauración con la puerta en su lugar, pero se trabajará mucho mejor y más rápido si se puede colocar la puerta en posición horizontal sobre una mesa de trabajo o caballetes. La ventaja es que la podemos llevar donde ensuciemos menos al lijar y para que el olor de la pintura o barniz no nos llene la casa mientras se seca.

2.- Sacar los picaportes y cerraduras. No es imprescindible, pero se trabajará mejor si sacamos estos elementos. Así evitamos que se manchen al trabajar y podremos limpiarlos o restaurarlos a parte (incluso cambiarlos por unos nuevos o arreglarlos si no funcionan bien).

3.- Importante arreglar desperfectos. Algunas puertas de madera pueden tener embellecedores o marcos de madera decorativos que pueden estar sueltos. Es el momento de ponerlos en su lugar. Podemos hacerlo con un poco de cola, con cuidado para no manchar la madera.

4.- Lijar y decapar. Una vez tenemos la puerta lista es la hora de quitarle los restos de barniz o pintura que tenia anteriormente. Esto lo podemos hacer con lijadoras eléctricas o a mano. También puede que tengamos que decapar restos de pintura.


5.- Hora de la masilla. Una vez retirados los restos de pintura y esté limpio todo el polvo del lijado, es hora de rellenar todas las imperfecciones, golpes y agujeros que pueda tener la puerta. Si vamos a barnizar para que mantenga el color a madera, la masilla deberá ser de un color similar al tono de la madera o al tipo de barniz que vayamos a utilizar. Para esta entretenida tarea vamos a tener que ayudarnos con una espátula hasta asegurarnos bien que todos los desperfectos queden bien cubiertos. Una vez dejado el tiempo de secado para que la masilla endurezca, daremos un nuevo lijado por las zonas enmasilladas.

6.- Ahora: pintar o barnizar. Es la hora de pintar y/o barnizar la puerta. Es importante elegir un buen barniz o pintura para madera según de que color queramos la abertura. Si la vamos a barnizar es muy importante que pintemos siempre siguiendo la dirección de las betas de la madera. Lo mejor es darle dos capas siguiendo las instrucciones de uso y secado de la pintura que elijamos.


7 .- Volver a colocar picaportes y cerraduras. Una vez bien seca la pintura podremos colocar de nuevo los picaportes (en el caso de que los hubiéramos quitado) o colocar unos nuevos en su lugar para darle un nuevo aspecto a la puerta. Lo bueno es que hay variedad y podemos encontrar muchos modelos según nuestros gustos y el aspecto que queramos dar a la puerta. Si lo preferimos mejor a la hora de trabajar, también podemos esperar a que la puerta esté puesta en su sitio para colocarlos. Solo es cuestión de volver a ponerlos cono cuidado para no dañar la restauración.

8.- Los marcos de las puertas. Al restaurar una puerta no nos podemos olvidar de los marcos. El proceso de restauración sería el mismo: hay que arreglar desperfectos graves, volver a lijar, masillar y colocar luego un par de capas de barniz o pintura. Podemos ir haciéndolo a la misma vez que la puerta aprovechando que la tenemos sobre caballetes (por ejemplo mientras se secan las capas de pintura).

9.- Volver a colocar la puerta. Una vez que tengamos la puerta y sus marcos restaurados y con la pintura bien seca, es el momento de colocar la puerta otra vez en su sitio. El trabajo es bastante, pero vale la pena ya sea para cuidar la puerta de las inclemencias del tiempo o para que se vea mejor.


SUSCRIBITE A NOTICIAS DIARIAS
Todos los días un correo con las noticias más importantes del día.

Temas

Propiedades

Comentarios


Renovación... en puerta