Respuesta oficial a la acusación contra el MPN y Juntos de querer privatizar la Isla 132

El representante del Municipio de Neuquén en Cordineu dijo que no se ampliará el área permitida de construcción.   

El martes Monteiro irá al Concejo Deliberante y expondrá el proyecto sobre los cambios en Isla 132.. Foto: Archivo

El martes Monteiro irá al Concejo Deliberante y expondrá el proyecto sobre los cambios en Isla 132.. Foto: Archivo

El proyecto inmobiliario que busca cambiar los permisos para que se puedan construir más edificios en la Isla 132 de Neuquén sigue sumando voces en contra y a favor. Juan Monteiro, presidente de Cordineu en representación del Municipio, defendió la iniciativa y señaló que no se ampliará la superficie que hoy está habilitada para construir, limitada en siete hectáreas.

"Hoy en la Isla se pueden construir edificios. Tiene una altura determinada de no más de 22 metros y el uso del suelo es para realizar edificios administrativos o para zona comercial, recreativa-gastronómica y son alrededor de 7 hectáreas las habilitadas para realizar edificación, de las 47 hectáreas del total", señaló.

Resaltó que en el proyecto que se envió al Deliberante esa superficie de ocupación de suelo no se aumenta.

"La superficie máxima a construir dentro de la isla son 246 mil metros cuadrados, y hoy hay solo 34 mil metros cuadrados construidos. El resto de la tierra es todo propiedad de Cordineu. No hay ningún empresario ni desarrollador que tenga la tierra", indicó Monteiro en declaraciones a Radio Calf.

Además, aseguró que "no sé va a permitir construir viviendas en la Isla ni loteos" sino que lo que plantea el proyecto es que "dentro de las habilitaciones que hoy existen para realizar edificios, que no son más de 7 u 8 pisos, hasta el 50% se pueda realizar para uso residencial".

Por otro lado, dijo que otra de las modificaciones que incorpora es que "todas las construcciones que se realicen de acá en adelante, en caso de aprobarse la ordenanza, deberán adecuarse al cuidado del ambiente".

Monteiro afirmó que "gran parte natural de la isla sigue estando de la misma manera, la reserva fiscal que es para realizar la Fiesta de la Confluencia sigue igual y no se toca el patio de food trucks".

En el caso de la rambla dijo que los edificios no se permite que ahí sean de uso residencial. Sobre la construcción  que ya está con viviendas explicó que es porque se hizo anterior a la norma, que luego lo prohibió.

También comunicó que en el área hace mucho que no se venden tierras y marcó que las únicas "fueron el año pasado por licitación pública, que fueron exclusivamente para hacer obras y no estaban dentro del Paseo Costero".

Los cambios que se planean expuso Monteiro que "es parte del desarrollo y de la planificación que viene teniendo hace un montón Cordineu para que el día de mañana quede de uso residencial y es un mecanismo de inversión mixto para aquella persona interesada en venir a invertir en Neuquén".

Uno de los que se opone a que se cambie los permisos urbanísticos en la Isla 132 es el Frente de Todos que denunció al MPN y a Juntos por el Cambio de impulsar esa modificación para favorecer a desarrolladores, contratistas y a funcionarios públicos. Además, advirtieron que causaría degradación ambiental ya que se carece de una red cloacal.


SUSCRIBITE A NOTICIAS DIARIAS
Todos los días un correo con las noticias más importantes del día.

Comentarios


Respuesta oficial a la acusación contra el MPN y Juntos de querer privatizar la Isla 132