Toma de tierras en Bariloche: «No negociaremos bajo presión»

Así lo manifestó el presidente del Instituto Municipal de Tierras y Viviendas. Admitió que hay un grave problema habitacional en la ciudad, pero que están trabajando para tratar de buscar soluciones. Las personas regresaron a las tierras ocupadas tras la nevada.





El presidente del Instituto municipal de Tierras y Viviendas, Javier Giménez, dijo este martes que no se puede desconocer la emergencia habitacional que se vive en Bariloche. Sin embargo, afirmó: «No negociaremos bajo presión” con las personas que tomaron un predio de la Municipalidad, que está ubicado en la ladera sur del cerro Otto.

Giménez dijo que hicieron la denuncia en la justicia porque tienen la obligación de defender el patrimonio municipal. Observó que hay personas que “realmente necesitan una solución habitacional y después hay otras que están ahí para tratar de sacar un rédito”. Mencionó que hay casos detectados de personas que venden lotes tomados, sobre todo, en redes sociales.

La toma se originó este fin de semana, cuando un grupo de personas se instaló en ese sector de abundante vegetación, a pocos metros de un plan de viviendas que está en la última etapa de ejecución, en el límite del barrio El Frutillar, en la ladera sur del cerro Otto.

Con el paso de los días se sumaron familias y hasta ayer algunos miembros de la toma aseguraban que eran casi un centenar de personas en el lugar. La amplia mayoría manifestó que no tenía otra alternativa que tomar un lote porque no tienen trabajo o viven de changas y ya no pueden pagar el alquiler.

La intensa nevada que cayó la madrugada de este martes había alejado a las personas de la toma que por el frío no pudieron permanecer en los refugios improvisados que habían levantado con chapas, nailon y palos. Fuentes judiciales informaron después del mediodía que no había quedado nadie en el lugar. Sin embargo, la mayoría regresó después del mediodía al lugar.

El lunes por la tarde hubo algunas discusiones entre el personal policial y personas que intentaban acceder al lugar. (foto Alfredo Leiva)

Pero el personal policial que custodiaba el predio impidió que entraran a las tierras. Es que desde la fiscalía de Bariloche habían ordenado no permitir el ingreso de nuevas personas ni de materiales de construcción al lugar para evitar que se consolide la usurpación.

Por eso, un grupo numeroso de familias se manifestó en uno de los accesos a la toma y encendieron algunas cubiertas como para visibilizar su reclamo. Después, pudieron acceder al lugar las personas anotadas en un listado que ellos habían elaborado y presentado a la Policía y la fiscalía.

Giménez aclaró que no pueden entregar lotes bajo presión “por respeto a las más de tres mil y pico de personas que están anotadas en el registro de postulantes”. “Uno no desconoce que tenemos un grave problema habitacional en Bariloche, la ansiedad de la gente, la desesperación porque no pueden pagar el alquiler porque se quedaron sin trabajo”, admitió Giménez. “¨Pero no podemos entregar lotes porque estamos trabajando para dar respuesta a los grupos anotados previamente”, sostuvo.

“Desde nuestro punto de vista hemos ido resolviendo situaciones”, aseguró. Dijo que está avanzando para presentar antes de fin de año 500 lotes sociales con servicios para dar respuesta a una parte de la demanda.

Respecto a la demanda judicial, sostuvo que el fiscal será el que resolverá cómo sigue la causa. “No digo que el reclamo no sea legítimo. Lo que planteo es que no correcta la forma”, aseguró. Dijo que la toma no solo afecta lotes del Municipio, también avanzaron sobre tierras privadas.

El funcionario municipal dijo que el lunes concurrió a la mediación impulsada por el Ministerio Público con representantes de las familias de la toma. Pero dijo que en ese momento le entregaron un listado con unas 35 familias. Aseguró que en esa audiencia les aclaró a las cuatro mujeres que concurrieron en representación de las personas de la toma que no iban a negociar mientras sigan en el predio.

Explicó que están trabajando para cumplir «con los compromisos firmados con grupos conformados antes a mi gestión». Dijo que esos compromisos están plasmados en actas firmadas. Comentó que hay cooperativas y otros grupos de personas.


Comentarios


Seguí Leyendo

Toma de tierras en Bariloche: «No negociaremos bajo presión»