Tras un precario acuerdo municipales liberaron la salida de camiones

Empleados municipales protestaron ayer por el mal estado de camiones de recolección de residuos. Tras la intervención de la fiscalía se logró una tregua hasta el martes.

#

Tras los reclamos de empleados municipales por el mal estado de los camiones de recolección de residuos, dos reparticiones municipales fueron ocupadas por miembros del gremio, e impidieron la salida de vehículos en el galpón adonde almacenan los mismos. Tras la intervención de la fiscalía llegaron a un acuerdo y liberaron las sedes.

La Unidad Fiscal de Delitos Contra la Administración Pública realizó una intervención de oficio a fin de evitar que las reparticiones continúen ocupadas y logren un acuerdo. Participó el intendente, Aníbal Tortoriello, el secretario de Gobierno, Diego Vázquez y algunos delegados del gremio Sitramuci.

Desde la fiscalía informaron a los empleados municipales que la ocupación implicaba un delito, y aseguraron que de continuar con la retención de los automotores se iniciarían las acciones legales correspondientes.

Tras la breve reunión, en la que ambas partes expusieron sus reclamos y puntos de vista, Pezzetta propuso la realización de una tregua hasta el próximo martes, día en el que se realizará una nueva audiencia en la fiscalía para poder avanzar en una negociación. Mientras tanto, no se tomarán medidas que afecten al servicio público o a los trabajadores.

“Si bien este no es un ámbito de negociación laboral, nuestra intención es evitar que se comenta un delito, por eso se ofreció este espacio de reunión para intentar destrabar el conflicto”, explicó Pezzetta. Explicó además que se mantendrá hoy una reunión entre municipales y funcionarios para evaluar nuevas propuestas a que logren destrabar el conflicto.

MINISTERIO PÚBLICO FISCAL / CIPOLLETTI

Por audiencia realizada en fiscalía se liberan hasta el martes la dependencias municipales tomadas

En una audiencia realizada en la fiscalía de Cipolletti y propiciada por el fiscal Martín Pezzetta, el conflicto entre el municipio cipolleño y los trabajadores que mantenían ocupada dos sedes municipales e impedían la salida de vehículos llegó a un acuerdo para no mantener la ocupación del predio hasta el día martes.

La Unidad Fiscal de Delitos Contra la Administración Pública intervino de oficio e invitó a las partes a una reunión a fin de acercar posiciones entre las partes y así evitar que se continúe con la ocupación y se llegue a un acuerdo. Del encuentro participaron el intendente municipal Anibal Tortoriello, el secretario de gobierno Diego Vazquez y delegados del sindicato Municipal Sitramuci.

A inicio de la audiencia, el fiscal explicó a quienes ocupaban los edificios municipales, que la situación podría constituir la comisión de un delito y que en caso de continuar con la retención de los vehículos y el reclamo en esas condiciones se continuarían las actuaciones iniciadas de oficio.

A su vez, solicitó tanto a los representantes de los trabajadores, como también a los representantes del ejecutivo municipal a que expongan su punto de vista respecto de la situación. Tras una media hora de charla, Pezzetta propuso la realización de un impasse hasta el día martes en el cual se realizaría una nueva audiencia en la sede de fiscalía a los fines de informar si se ha avanzado en la negociación. Respecto de lo anterior, se acordó que ninguno de los sectores tomara ningún tipo de medida que afecte al servicio público o a los trabajadores.

“Si bien este no es un ámbito de negociación laboral, nuestra intención es evitar que se comenta un delito, por eso se ofreció este espacio de reunión para intentar destrabar el conflicto”, explicó Pezzetta. Finalmente agregó que tanto los referentes municipales como los sindicales, mantendrían reuniones el próximo mañana por la mañana y el lunes para avanzar en probables soluciones.


Comentarios


Tras un precario acuerdo municipales liberaron la salida de camiones