Un contador argentino, en el tope de la lista



#

El banco, otra vez en la mira.

BUENOS AIRES.- Un contador argentino administra la mayor fortuna entre los miles de clientes de la sucursal suiza del banco británico HSBC, acusada de ayudar a cometer fraude fiscal, reveló ayer el diario “La Nación”, participante de la investigación de la lista conocida como “Swissleaks”. Se trata de Miguel Gerardo Abadi, un contador argentino de 51 años radicado en Londres, gerente de un fondo de inversión, Gems, que llegó a administrar 6.700 millones de dólares entre acciones, bonos y otros activos financieros, según reveló el diario argentino. De acuerdo con el rotativo, Abadi gestiona la mayor fortuna de la lista de los 106.498 clientes del HSBC en 203 países que el informático del banco, Hervé Falciani, entregó a las autoridades francesas. Personalidades políticas, artistas, deportistas y magnates aparecen en las listas publicadas por varios medios internacionales que desvelaron la cara oculta del secreto bancario en Suiza, basándose en datos sobre miles de cuentas escondidas en el banco HSBC. Bautizada “SwissLeaks”, la investigación es un verdadero viaje al corazón de la evasión fiscal y saca a la luz del día las artimañas empleadas para disimular dinero no declarado. “El Poder Judicial deber tener la fortaleza y la voluntad de investigar a las corporaciones”, reclamó ayer el jefe del gabinete argentino, Jorge Capitanich, al recordar que el gobierno pidió acelerar la pesquisa sobre más de 4.500 cuentas de empresas y magnates argentinos, detectadas en la investigación. La denuncia original del caso pertenece al experto informático Hervé Falciani, exempleado de la filial suiza de HSBC. Una causa por la denuncia de Falciani está abierta en los tribunales de Argentina por los clientes que aparecen en las listas.


Comentarios


Un contador argentino, en el tope de la lista