Un secuestro en la capilla Cristo Obrero





NEUQUÉN (AN/ACE).- Hasta hace unas semanas nada se sabía de un joven que a fines del 76 o comienzos del 77 fue secuestrado por un grupo de tareas, en Cutral Co. “Teníamos referencias de que se lo habían llevado de una capilla, pero no sabíamos ni su nombre ni apellido, ni habíamos logrado otro dato”, relató Pedro Maidana, quien como miembro de la Asociación de familiares de detenidos, desaparecidos y ex presos políticos de Cutral Co y Plaza Huincul, asiste a las audiencias del juicio por delitos de lesa humanidad que se hace en Bahía Blanca. “Un familiar de desaparecidos, al saber que éramos de Cutral Co nos preguntó si teníamos alguna referencia de un muchacho que había sido secuestrado en nuestra ciudad, que se llamaba Hugo Gisler”, agregó. Maidana señaló que compañeros de Gisler habían denunciado de su desaparición, pero lo hicieron en Buenos Aires y sus familiares no tenían otro dato. Ahora se abre un nuevo capítulo en procura de establecer si ese joven que fue secuestrado de la capilla Cristo Obrero de Cutral Co, es efectivamente Gisler. “El muchacho estuvo un tiempo en la capilla, era originario de Darragueira, militaba en la iglesia del tercer mundo, fue secuestrado en una de las reuniones y pudo haber pasado por La Escuelita de Neuquén o la de Bahía Blanca. Pero no hay relatos que lo identifiquen en esos lugares”, señaló Maidana. Especuló que Gisler pudo ser uno de las tantas víctimas del terrorismo de Estado, asesinado en los falsos enfrentamientos para luego hacer aparecer su cuerpo como NN o arrojado directamente al mar.


Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Un secuestro en la capilla Cristo Obrero