Vaca Muerta: Shell bajó 25% los costos desde el primer pozo

La petrolera angloholandesa estandarizó la perforación de ramas laterales de 2.500 metros en 16 días. También realiza 9,2 etapas de fractura por día.




A veces es mejor llegar tarde a la fiesta y en el caso de Vaca Muerta es así”. La frase pertenece al presidente de Shell para Argentina Sean Rooney y la utilizó para poner en valor la importancia de las experiencias que adquirió la compañía en los no convencionales de Estados Unidos y Canadá y que luego ajustó y adaptó a Vaca Muerta un tiempo después.

Desde su primer pozo en la formación hasta ahora la firma logró una reducción del 25% en los costos de perforación y completación de pozos shale. Así lo precisó Rooney en su disertación en el evento Semana de la Ingeniería 2021 organizado por el Centro Argentino de Ingenieros (CAI).

“Hemos invertido muchísimo aprendiendo cómo desarrollar los no convencionales de Estados Unidos y Canadá en una forma económica, las inversiones fueron tantas que algunas compañías quebraron el proceso. Pero por estas lecciones pudimos en Argentina lograr perforaciones que llegan a los mismos niveles de eficiencia con una reducción en los tiempos y en los costos”, amplió Rooney.

La reducción del 25% en los costos del shale que alcanzó la compañía fue a través de diversas mejoras en las operaciones en todas las etapas del proceso. Algunas de las mejoras las alcanzaron luego de quitar tiempo muerto en perforaciones y completaciones, otros beneficios vinieron del cambio de tecnologías y otras por el empleo de mejores insumos.

“Mi conclusión es que para hacer bien el negocio del no convencional no necesitas traer una máquina nueva, hay que enseñar a tu equipo la importancia de la eficiencia del trabajo en equipo y hacer poco a poco las mejoras que permitan alcanzar esa eficiencia”, sumó Rooney. También destacó que es muy importante alinear los objetivos con las empresas contratistas y los operadores deben trabajar mano a mano con ellas para poder alcanzar los resultados buscados.

La compañía ya trabaja a niveles de eficiencia muy similares que en Norteamérica y la mejor manera de describirlo es en los tiempos: en sus bloques de Vaca Muerta la empresa logró perforar ramas laterales de 2.500 metros en 16 días y completar un promedio de 9,2 etapas de fractura por día de manera continua y no en situaciones aisladas.

Pero los costos en Argentina están más altos que en los Estados Unidos, principalmente en la mayoría por falta de escala. Necesitamos duplicar los equipos trabajando, de compañías ofreciendo servicios, de infraestructura para llegar a los costos competitivos con Permian. En lo que es mano de obra y experiencia de trabajo sí tenemos las mismas capacidades”, indicó Rooney.

Otras mejoras

Entre las otras mejoras que aplicó la compañía en el país también se destaca la aplicación de inteligencia artificial, la innovación en perforación y en la reducción del impacto ambiental de sus operaciones.

Estamos invirtiendo bastante tiempo en inteligencia artificial, investigando cómo podemos sacar mejor provecho de los datos que estamos adquiriendo en los desarrollos. En Estados Unidos con 1.000 pozos perforados tenemos miles de datos de los reservorios, de las zonas, de la geología, de los bombeos y mirando esos datos con una computadora nos avisan cómo completar y dónde perforar para un mejor desempeño de los pozos”, señaló.

Por otra parte, a través de la aplicación del Neoflo, un material sintético propio a base de metano que remplaza otros más contaminantes, la compañía logró un mejor desempeño, menor impacto ambiental y mejores condiciones para los operarios.

Además, realizan pretratamiento de secado de los recortes de perforación en locación lo que optimiza la biorremediación, electrifican sus operaciones con energías renovables y restaura la flora impactada con vegetación nativa.


SUSCRIBITE AL NEWSLETTER ENERGÍAON
Todos los martes a las 8 con información de la industria energética.

Comentarios


Vaca Muerta: Shell bajó 25% los costos desde el primer pozo