Bariloche frena las nuevas antenas

Gennuso y su equipo diseñan un nuevo plan director para la regulación de este tipo de instalaciones en la ciudad. Hasta tanto se apruebe la nueva normativa, que incluye un plan de medición de emisiones, el municipio no otorgará nuevas autorizaciones.




Un grupo de vecinos se presentó ante el Concejo Municipal para reclamar por la instalación de antenas en zonas residenciales. El planteo se da mientras la Asesoría Letrada evalúa el proyecto presentado hace algunas semanas por el Ejecutivo.

El pedido fue realizado por las comisiones directivas de las juntas vecinales de los barrios Pinar de Festa, Carihue, Villa Los Coihues, Playa Bonita, Las Vertientes, y Melipal, quienes llamaron a rechazar cualquier proyecto que “atente contra la salud y el progreso de los vecinos”.

A pesar de los anuncios realizados por el secretario de Desarrollo Urbano, Marcelo Ruival, los referentes barriales volvieron a mostrarse contrarios a cualquier instalación de antenas si no existe un “mecanismo” de consulta y pusieron en duda la “transparencia” de la normativa oficial.

Ante este contexto pidieron que se instalen antenas a menos de 500 metros de distancia de casas, centros de salud, clubes, y establecimientos educativos. También explicaron que desean evitar la “desvalorización ambiental, residencial, inmobiliaria, paisajística o turística”.

“Rechazamos la tramitación de las normas que aprueben antenas que no cuenten con espacios de discusión donde se convoquen a representantes de las juntas del oeste”, advirtieron antes de pedir que se aclare si existe algún sumario luego de los intentos de instalar antenas durante la prohibición que estableció el intendente Gustavo Gennuso.

El proyecto ingresado en el Concejo Municipal apuesta a fortalecer el control desde el municipio, el uso de antenas pequeñas y desalentar el uso de espacios privados.


Luego de los reiterados reclamos sociales, la intendencia a cargo de Gustavo Gennuso frenó la instalación de nuevas antenas. La decisión se sostendrá hasta tanto el Concejo Municipal apruebe el nuevo plan director de regulación de estas instalaciones que el secretario de Desarrollo Urbano, Marcelo Ruival, presentará en unos 15 días.

“Buscamos que haya un menor impacto visual y que la gente esté tranquila respecto a la contaminación ambiental. Si bien este trabajo es de aquí en adelante, se prevé ir adecuando las antenas ya existentes”, sintetizó Ruival.

En este momento, el municipio de Bariloche cuenta con 25 pedidos de antenas para mejorar el servicio, que se sumarían a las 240 ya existentes, entre telefonía fija, móvil, radios, telecomunicaciones, radioaficionados y televisión, entre otras.

En el diseño del nuevo plan director intervino la defensora del Pueblo, Andrea Galaverna, una bióloga en representación de la agrupación Vecinos Autoconvocados por el no a las Antenas y el responsable de la carrera de Ingeniería en Telecomunicaciones del Instituto Balseiro. También hubo varias reuniones con referentes del Enacom.

La creación de un grupo técnico en el municipio, abocado a la medición de emisiones, es uno de los objetivos centrales del nuevo plan. “Si bien actualmente, las mediciones las lleva a cabo el Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom), queremos incorporar una oficina municipal. No requiere una capacitación compleja porque son equipos de medición de mano. Es como un téster y permite llevar mayor tranquilidad a la gente”, expresó Ruival.

El municipio también promoverá la instalación de antenas pequeñas de baja potencia y por lo tanto, con menores picos de densidad de campos. “Esto también obligará a una mejor distribución de la fibra óptica, un servicio que tanto no les interesa”, agregó.

Este martes, un grupo de 20 personas del barrio Melipal, del kilómetro 5 y Playa Bonita se reunió con la concejal Claudia Contreras para cuestionar la instalación de una antena de telefonía celular en la calle Rigel al 100, en el kilómetro 8.

En este encuentro, se definió que Elena Bassi, de Playa Bonita, sería la representante de la gente en el Ejecutivo municipal.

La única restricción que impone la ordenanza vigente es que las deben estar a una distancia de 200 metros de escuelas, centros de salud, sociales y clubes.

Datos

La única restricción que impone la ordenanza vigente es que las deben estar a una distancia de 200 metros de escuelas, centros de salud, sociales y clubes.

Comentarios


El municipio apuesta a un triple control sobre las antenas