Nueva ley de promoción petrolera: beneficios fiscales para incentivar la producción

El presidente de YPF, Pablo González, informó que el viernes ingresará un proyecto de ley al Congreso Nacional que busca torcer el declino en la industria petrolera. Resta el visto bueno del presidente Alberto Fernández. Hay pocos detalles de la propuesta.




Resta el visto bueno del presidente Alberto Fernández para que avance en el Congreso Nacional el proyecto de ley que busca reactivar la producción hidrocarburífera en el país. El plan brindará ventajas comparativas a nivel impositivo para estimular la inversión de las empresas que operan los yacimientos nacionales. Así lo detalló el presidente de YPF, Pablo González, quien agregó que el viernes se le dará ingreso parlamentario. 

El principal objetivo es recuperar el declino de la actividad en todo el país, que está en crisis hace un largo tiempo y que se acrecentó con la situación sanitaria por el coronavirus.

En ese sentido, el titular de YPF precisó que en 2020 la caída en la demanda de combustibles fue del 75 por ciento lo que representó una pérdida de 71 mil millones de pesos, dinero que estaba destinado a la inversión para 2021. 

“Esperemos que el Congreso sancione rápidamente, se podrán otorgar ventajas comparativas a las empresas de petróleo y de gas que operan en la Argentina. Pese a la pandemia estamos avanzando mucho, máxime que venimos de cuatro años donde hubo una fuerte desinversión”, destacó.

“Esperemos que el Congreso la sancione rápidamente. Se podrán otorgar ventajas comparativas a las empresas de petróleo y de gas que operan en la Argentina”.

Pablo González, presidente de YPF.

Una de las ideas es replicar los proyectos que la firma de bandera lleva a adelante en Chubut con las plantas de polímeros para la recuperación secundaria y terciaria del convencional y tratar de reactivar la inversión en el no convencional. El titular de YPF destacó que si bien el shale viene en constante crecimiento, el convencional aún representa el 70% de la producción nacional de crudo.  

González dijo que con este proyecto, sumando al plan gas y al acuerdo paritario con los gremios petroleros, observa un “mesurado optimismo” para el segundo semestre del año. 

“Tenemos que ir evaluando día a día en función de las consecuencias que tienen las restricciones de la pandemia”, indicó.  González también adelantó que se están negociando acuerdos  para sostener un precio interno de 55 dólares para mantener los precios en los surtidores. 

“Nosotros lo que hicimos fue presentar el plan de inversiones y decirle a la gente que el sendero de aumentos de YPF iba a ser marzo, abril y mayo, y que a partir de ahí nosotros asumimos el compromiso de no aumentar el combustible hasta fin de año,  que el aumento del año 2021 punta a punta iba a ser de 28.1%. Es decir que nosotros lo calculamos por debajo de la inflación que estuvo determinada originalmente en el presupuesto”, concluyó. 


Ejes centrales del proyecto de ley


Si bien no trascendieron detalles finos del proyecto, González adelantó que la ley otorgará ventajas comparativas a las empresas para que las inversiones tengan mayor atractivo.

Señaló que tiene dos partes, una general en la cual detalle el incentivo que tendrán las operadoras por aumentar su producción y otra específica que permitirá que las operadas puedan plantearle al Poder Ejecutivo Nacional proyectos de inversión que tendrán otros incentivos.  

“Lo que me parece importante resaltar es que en el caso del convencional el límite de inversión es mucho menor que en el no convencional”, aseguró. Otro de los ítems que tendrá la normativa es premiar el almacenamiento subterráneo de gas natural.

Esto permitirá reducir la importación de GNL en las épocas más frías del año. 
Uno de los interrogantes es que pasará con las regulaciones provinciales. No se descarta que puedan existir, como ya ocurrión, nuevos conflictos de intereses entre Nación y las provincias.


Comentarios


Nueva ley de promoción petrolera: beneficios fiscales para incentivar la producción