Chevron trasladó a Argentina sus oficinas para Latinoamérica

La petrolera norteamericana mudó a Buenos Aires la Unidad de Negocios que por décadas funcionó en Venezuela. La firma es la segunda productora de petróleo de Vaca Muerta, por su participación en Loma Campana y otros bloques.





Desde la compañía se destacaron los buenos rindes que han alcanzado en sus desarrollos en Vaca Muerta.

Desde la compañía se destacaron los buenos rindes que han alcanzado en sus desarrollos en Vaca Muerta.

La compañía Chevron, la segunda petrolera más grande de los Estados Unidos, dio un paso más que significativo en el desarrollo de los hidrocarburos argentinos. La firma decidió trasladar sus oficinas centrales para todos sus activos en América Latina a Buenos Aires.

El traslado se realizó sin grandes anuncios, fiel al bajo perfil que cultiva la operadora en el país. Sin embargo, el gerente de Asuntos Corporativos y vocero de la compañía en el país, Dante Ramos, aseguró a Energía On: “Chevron confirma que estableció las oficinas corporativas de su Unidad de Negocios Latinoamérica en Buenos Aires”.

Desde la petrolera que tiene su foco en Vaca Muerta, se detalló que la decisión de trasladar la sede de negocios desde Venezuela a Argentina forma “parte de su constante búsqueda de efectividad logística y organizacional”.

Chevron mantuvo por más de 20 años, desde 1996, su sede central para el sur del continente en Venezuela, un país que pese a la convulsión que experimenta y los bloqueos a empresas foráneas, la norteamericana sigue con sus actividades, pero por medio de permisos excepcionales trimestrales del gobierno estadounidense.

En el país

3
son las áreas en las que tiene presencia en Vaca Muerta. La principal es Loma Campana, que opera YPF.

Chevron reitera su compromiso con el contínuo fortalecimiento de sus relaciones con todos los países de Latinoamérica donde tiene presencia”, indicó Ramos y remacó que lo hacen ratificando su estrategia de desarrollo de largo plazo en la región.

La decisión del traslado a Argentina no sólo representa una apuesta a los desarrollos que la firma tiene en Vaca Muerta, sino que también repercutió en el traslado de buena parte del personal que tenían asignado en Caracas.

La operadora tiene activos en cinco países de América Latina: Venezuela, Argentina, Brasil, México y Surinam. En el caso de Brasil la firma es socia en el campo offshore Papa Terra y el año pasado accedió a seis bloques en el Presalt de las cuencas Campos y Santos.

Mientras que Argentina es una de las apuestas más fuertes de la firma con producción de petróleo y gas tanto convencional como no convencional. Actualmente es la segunda titular de la mayor cantidad de barriles de petróleo que se extraen de Vaca Muerta por su participación junto a YPF en Loma Campana.

Más activos

14%
es la participación que la compañía posee en Oldelval, la empresa de midstream de petróleo.

Además tiene participación en el bloque Narambuena en la concesión Chihuido de la Sierra Negra, operador por YPF y posee el 85% de la participación y la operación en un área en reconversión hacia Vaca Muerta como es El Trapial.


Comentarios


Chevron trasladó a Argentina sus oficinas para Latinoamérica