Chicho, el payaso malabarista que es un espectáculo

Los que pasan por Mitre y Quaglia disfrutan de sus ocurrencias. Un artista callejero que se resiste a subirse a otro escenario.

Lo más visto



#

Juan decidió dejar de lado los empleos tradicionales para regalar sonrisas.

Hace más de dos décadas que Juan Manuel llegó a Bariloche. Hasta hace cinco años se ganaba la vida en empleos tradicionales de comercios de la ciudad, hasta que le dio vida a Chicho, un payaso que hace malabares y que, con su gracia (una mezcla de oficinista con jockey) y su habilidad, nunca aburre en la esquina de Quaglia y Moreno.

Chicho vive de esto. Un artista callejero que se resiste a subirse a otro escenario o a participar de fiestas particulares (“La estrella es el niño que cumple años, no el payaso”, dice).

Los que pasamos cotidianamente por esa esquina se lo agradecemos y lo disfrutamos.


Comentarios


Chicho, el payaso malabarista que es un espectáculo