Decisiones difíciles, mirando a la Casa Rosada



El 25 de junio vence el plazo para que los partidos presenten sus listas de candidatos para las elecciones primarias. Además de la definición de los candidatos a presidente, en Río Negro y Neuquén se votará para designar a los candidatos a diputados nacionales. No obstante, ambas provincias exhibirán escenarios totalmente diferentes. En Río Negro los partidos deberán analizar minuciosamente sus estrategias, porque los comicios serán previos a la votación que definirá al nuevo gobernador. El radicalismo enfrenta el escenario más complejo. El acuerdo que sellaron los sectores liderados por Miguel Saiz y Bautista Mendioroz poco después de las internas del 13 de marzo establece que se debe acompañar la línea nacional del partido. La lógica indicaría entonces que los candidatos a diputados del oficialismo rionegrino vayan en la misma boleta que el postulante presidencial, Ricardo Alfonsín. ¿Asumirá Saiz el riesgo de enfrentar al kirchnerismo, exponiéndose a una derrota que complique la imagen y las chances del radicalismo rionegrino un mes antes de la elección provincial? El gobernador deberá definir el destinatario del desplante. Rompe el pacto doméstico con Mendioroz o suma para la UCR y desafía a la Casa Rosada. A todo esto debe agregarse un elemento. Saiz puede presentar una lista para diputados (que sería encabezada por Juan Accatino) pero nada impide que otros radicales rionegrinos se presenten a las primarias para disputar las candidaturas. De hecho, los orgánicos de Fernando Chironi analizan por estas horas la conformación de una boleta propia, proyectando una mayor dispersión. El peronismo rionegrino no enfrenta la amenaza de la atomización interna, pero puede verse complicado por otras fuerzas reconocidas a nivel nacional que pretendan ir en Río Negro con “colectoras”, debajo de la fórmula presidencial del kirchnerismo. Otras prioridades En Neuquén el panorama será distinto por una sencilla razón. El 12 de junio -dos semanas antes del plazo para presentar listas de diputados- la provincia realizará sus elecciones provinciales. Con el resultado puesto, con ganadores y perdedores nítidamente identificables, las designaciones decantarán con mayor facilidad que en Río Negro. No obstante el PJ ya designó a Alberto Ciampini para encabezar la nómina. Pero como las bancas a cubrir son dos -cumplen mandato Alicia Comelli (MPN) y Hugo Prieto (UCR)- el segundo nombre no ha sido definido. Sus autoridades dijeron que ese segundo nombre se resolverá según los acuerdos que logre el partido para conformar un frente con otras fuerzas. Podría ocurrir que ese otro nombre sea de otro partido. Por el lado de la UCR el tema no ha sido resuelto. Sus autoridades advirtieron de todas maneras que “lo que se decida será en el marco orgánico del partido nacional”. Algo similar sucede en el MPN, donde desde que abrió la campaña para la provincial del 12 de junio se acordó que todos temas eleccionarios quedaban suspendidos para centralizar el trabajo en el comicio neuquino. De hecho, lo relacionado a la designación de candidatos a diputados nacionales como de intendentes para algunas ciudades, entre ellas Neuquén capital, el MPN lo resolverá después la provincial. (Redacción Central / AN)

río negro y neuquén


Comentarios


Decisiones difíciles, mirando a la Casa Rosada