años lleva Sampaoli como entrenador. Comenzó en Casilda y pasó por varios paises de latinoamérica hasta dirigir la selección.

Argentina, la selección que nunca tiene paz

Mientras trata de armar su equipo, Sampaoli sufrió una grave acusación en las redes sociales y Tapia salió a bancarlo. Pérez llegó ayer a Rusia para completar el plantel. El once titular para el partido con Islandia tiene cada vez más certezas.

11 jun 2018 - 00:01

Argentina llega a este Mundial en una situación de fragilidad que no se da hace mucho tiempo. Además de lo que le costó clasificar en las Eliminatorias, los cambios en AFA que no permitieron la consolidación de una idea futbolística y las lesiones inesperadas, también se sumaron rumores que solo contribuyen a generar mayor incertidumbre en el entorno de la Copa del Mundo que comienza en Rusia dentro de tres días.

Las redes sociales fueron utilizadas una vez más para contar una supuesta historia sin prueba alguna. Trascendidos, versiones y una acusación gravísima hacia el entrenador recorrieron twitter y whatsapp hasta viralizarse en las últimas horas.

Se trata de una versión de público conocimiento sobre un supuesto abuso de Jorge Sampaoli a una mujer que trabajaría en el predio de Ezeiza.

Además de la falta de pruebas y denuncia, Claudio Tapia salió ayer a bancar a su DT, el mismo que eligió en lugar de Edgardo Bauza cuando asumió como presidente de la entidad madre del fútbol argentino.

‘’Se la clase de persona que es y creo en su honestidad. No me voy a detener en esto Todos los días pasan cosas que intentan perjudicar a Argentina. Por algo lo hacen’’, explicó el referente dirigencial en diálogo con medios televisivos que argentinos que están en Moscú.

Más allá de lo delicado de semejante acusación, que además sería gravísima porque implicaría violencia de género en el predio donde se preparó la selección, no deja de sorprender que estas versiones circulen y se den por ciertas aun cuando no hay registro de nada.

Como ya ha ocurrido con otros personajes públicos, algunos periodistas ávidos de difundir sus cuentas personales y estar en boca de todos, suscribieron estas acusaciones sin aportar elementos que comprobaran lo que supuestamente había ocurrido.

En este contexto, Sampaoli busca armar un equipo que sea competitivo. Herramientas tiene de sobra, pero los últimos dos años de Argentina han demostrado hasta el cansancio que no alcanza con acumular talento. El DT intenta consolidar una estructura que le permita a su equipo ganar el grupo y darle pelea a los grandes candidatos que están firmes.

Para ello, la delegación albiceleste debe abstraerse de estas cuestiones que no hacen al juego y están vinculadas con otros intereses.

Ya había sucedido con otros imponderables, como la suspensión del partido con Israel, donde incluso llegó a intervenir el gobierno nacional para evitar que el problema se transformara en conflicto diplomático. Las lesiones de Sergio Romero y Manuel Lanzini luego de que el entrenador diera la lista de 23, también fueron un golpe desde lo anímico, porque obligó a dos reemplazos inesperados.

Desde los nombres, Wilfredo Caballero corre definitivamente con ventaja respecto de Franco Armani. Marcos Rojo saca un cuerpo de diferencia por sobre Federico Fazio para acompañar a las tres fijas del fondo: Nicolás Tagliafico, Gabriel Mercado y Nicolás Otamendi.

En el medio, Ángel Di María tiene su lugar asegurado desde siempre. A Messi ya no hace falta nombrarlo y Agüero es mejor considerado que Higuaín.

Las dudas hoy pasan por los dos volantes centrales. Giovani Lo Celso volvió a ser el mediocampista central de juego en las últimas prácticas y Maxi Meza ocupó el lugar que el DT le tenía previsto dar a Lanzini. De todas formas, Cristian Pavón también es alternativa por ese lugar. El otro puesto se lo disputan Mascherano y Biglia.

22
11
redacción central

Seguí informado, suscribite GRATIS a nuestro newsletter

NEWSLETTER

Suscribite a “Noticias del día”Recibí todas las mañanas un correo con toda la información.