El bolsillo medio sigue perdiendo con los precios

Un estudio compara los ingresos y los precios más icónicos de la canasta de los argentinos. Aun con la actualización de esta semana al salario mínimo, que lo lleva a $31.000, dicha suma representa apenas el 45% de la canasta básica de una familia tipo.





Agotados. Los bolsillos medios sufren el deterioro del poder adquisitivo desde la crisis de 2018.

La relación entre salarios e inflación, fue uno de los detonantes de la tormenta política que atravezó el gobierno en la semana posterior a las elecciones primarias.
Dentro del oficialismo, no son pocos los que creen que la derrota en las PASO fue la traducción en votos del descontento de un electorado que vio caer su poder adquisitivo en los últimos cuatro años de forma continuada.


El anuncio de esta semana en relación al aumento del salario mínimo, junto a otras medidas que serían inminentes como un bono extraordinario para jubilados, la suba del mínimo no imponible de Ganancias o una nueva ronda de IFE, busca hacer foco en ese malestar.

El aumento del salario mínimo, y otras medidas como un bono para jubilados, o una nueva ronda de IFE, buscan contener el malestar del electorado.


En este sentido, un estudio publicado esta semana por la consultora Focus Market, da cuenta del deterioro concreto que ha padecido el salario real desde mediados de 2019.

El informe se enfocó en conjunto de 27 productos medidos en 670 puntos de venta con scanner, en todos los tamaños, todas las presentaciones y todas las marcas de precio promedio ponderado de cada categoría entre Agosto 2019 y Agosto 2021. Al mismo tiempo cuantificó la evolución de los ingresos en cinco segmentos particulares, para el mismo lapso de tiempo.


Los resultados confirman el golpe al bolsillo. Productos de primera necesidad y otros de marcado protagonismo en la canasta de consumo de los argentinos, muestran abultadas subas de precio y superan largamente la evolución de los ingresos medios. Entre los productos que más aumentaron, el precio del arroz es un claro ejemplo, con un incremento del 254% en los últimos dos años.

En el mismo periodo, el asado subió un 194%, la carne picada un 180%, el aceite un 192%, la yerba un 158%, las conservas un 168%, el tomate un 189% y las manzanas un 176%. Entre los productos con menores aumentos se destacan en cambio el queso cremoso (97%), la manteca (88%), el dulce de leche (92%), el jabón en polvo (53%), los fideos guiseros (50%), y la harina (49%).

Aún en pandemia. Los precios le siguieron ganando al salario.

Datos

52,7%
El aumento anual que recibirá el salario mínimo tras el aumento en tres tramos anunciado esta semana.
254%
Lo que aumentó el precio del arroz entre agosto de 2019 e igual mes de 2021.


Los ingresos en cambio, muestran una evolución muy inferior. Entre Agosto de 2019 e igual mes de 2021, las jubilaciones mínimas crecieron un 100% (de $11.528 a $23.065), el salario medio de un docente lo hizo un 64% ($21.000 a $34.500), el de un enfermero 119% ($29.413 a $64.367) y el salario medio registrado lo hizo un 89% ($45.000 a $85.000).


Un caso aparte es del del Salario Mínimo Vital y Móvil(SMVM), que hasta el pasado mes de agosto se ubicaba en $28.080, con un aumento del 99% en los últimos dos años. Con los anuncios de esta semana, el SMVM pasará a $31.000 en septiembre, a $32.000 en agosto y a $33.000 en febrero.
Pese a ser uno de los segmentos de ingresos que más creció en los últimos dos años, los $31.000 de SMVM en septiembre, representan apenas el 45% de la canasta básica para una familia de cuatro integrantes, valuada por el INDEC en $68.359 para el mes de agosto.


Comentarios


Seguí Leyendo

El bolsillo medio sigue perdiendo con los precios