El campeón no perdona

Vettel hizo todo perfecto y ganó por primera vez en Mónaco. Hubo varios golpes y apretado final.



#

AP

Sebastian Vettel ganó en Mónaco y Red Bull rompió con todas las posibilidades de estrategias, porque el campeòn realizó una sola parada en boxes. Fernando Alonso subió al segundo escalón del podio seguido de Jenson Button. La prueba estuvo parada más de diez minutos con bandera roja por un fuerte golpe de Vitaly Petrov. Vettel, quien parece no tener contra en su camino a un nuevo título en la Fórmula 1, consiguió la primera victoria de su notable campaña deportiva en las calles del Principado de Mónaco, donde se disputó una nueva fecha del Mundial. El campeón hizo valer la pole que logró en la clasificación del pasado sábado y el ritmo del Red Bull también fue contundente en el legendario circuito callejero, lo que le permitió aguantar los ataques de Fernando Alonso, quien achicó mucho la diferencia con el líder en las últimas vueltas y le puso suspenso a la definición de la prueba. El desenlace se vio interrumpido con un fuerte choque que tuvo Vitaly Petrov contra las defensas del circuito, por lo que los comisarios deportivos tomaron la determinación de sacar bandera roja para detener la prueba y poder comprobar el estado de salud del piloto de Lotus Renault GP. Los pilotos pararon en la recta principal, mientras que los axuliares limpiaron la zona del accidente de Petrov y, luego de más de diez minutos, el auto de seguridad comenzó a girar y la pista se habilitó para disputar las cinco vueltas que restaban. Kamui Kobayashi encerró a Adrián Sutil y generó un accidente en cadena que dejó afuera a Jaime Alguersuari y hospitalizó a Petrov. La extensa parada con bandera roja complicó a Alonso y a Button, quienes antes del choque de Petrov mostraron que sus autos tenían un buen ritmo e iban a la pelea con Vettel. Lewis Hamilton tuvo una prueba para el olvido. Primero lo tocó a Felipe Massa y fue penalizado con un pase por boxes.Después le pegó a Pastor Maldonado, cuando restaban dos vueltas para terminar la prueba, por lo que fue sancionado con veinte segundos de recargo. Vettel fue inamovible de la primera posición y estiró su protagonismo dentro del mundo de la Fórmula 1, en la que volvió a defraudar Michael Schumacher, quien se quedó parado en la largada y luego abandonó por un problema mecánico en su Mercedes.

Sebastian Vettel se benefició largando desde la pole y con la estrategia de su equipo de realizar una sola parada en los boxes, lo que le permitió ganar en Montecarlo.


Comentarios


El campeón no perdona