El EPAS no paga la energía que consume

El organismo le debe 12 millones al EPEN.



NEUQUEN (AN).- El Ente Provincial de Agua y Saneamiento (EPAS) es el principal deudor de su primo hermano, el Ente Provincial de Energía de Neuquén (EPEN), pero además encabeza la lista de organismo públicos morosos de la empresa que distribuye energía en la provincia. De los más de 15 millones de pesos que el EPEN espera cobrar del Estado, el EPAS acumula más de 12 millones. Y pese a haber aumentado su recaudación (ver aparte), el organismo que preside Mario Morán todavía no sacó la billetera.

Este monto se acumuló desde el año 1996 y comprende los primeros seis meses de 2003. Corresponde a la provisión de energía que recibió para poner en funcionamiento las distintas plantas de bombeo y oficinas con las que cuenta, y que utiliza para brindar el servicio en esta capital y localidades del interior. Así lo revelan los datos que maneja el EPEN y a los que "Río Negro" tuvo acceso.

Sin embargo, no es el único organismo público que no paga la energía que consume. Tanto el Consejo Provincial de Educación (CPE) como el ente de Termas (EPROTEN) y la Policía, tampoco pagan, aunque en proporciones muy inferiores a las de la empresa de agua y saneamiento.

Al no cancelar estas deudas, las dependencias del Estado le generan un doble perjuicio al EPEN. Así lo indicó Marcelo Severini, director por los empleados en la empresa de energía.

En primer lugar, obviamente, no recibe el dinero por el suministro de energía que brinda. Pero de forma paralela, la facturación que realiza el EPEN implica el pago del IVA por parte de este organismo, motivo por el cual no sólo no cobra lo que factura sino que además la venta de energía genera costos impositivos.

Desde 1996 hasta 2000, el EPAS incrementó su deuda de forma constante. En este período se endeudó por u monto total de 6.331.024 pesos. Y desde 2001 hasta julio de 2003, si bien los saldos impagos fueron por cifras menores, lo incrementó en 5.754.831 pesos más. Actualmente la cifra asciende a 12.085.855 pesos. Severini atribuyó la falta de pago a "especulaciones" que se realizan desde la dirección de los distintos organismo públicos. "Como dirigen empresas estatales algunos funcionarios especulan con la posibilidad de obtener en algún momento una condonación de la deuda de parte del gobierno", afirmó en diálogo con "Río Negro".

De todas formas señaló que "el problema no reside en que finalmente se exima a alguna empresa u organismo público de pagar sus deudas con el EPEN, sino en que no se deje en claro cuáles son las reglas de juego", agregó.

La suma total que le adeudan los organismos del Estado a la empresa energética es de 15.647.620 pesos, incluido el EPAS.

El CPE acumuló desde el año 1995 a la fecha, una deuda de 2.620.247 pesos, seguido del EPROTEN con 235.813 pesos y la Policía con 222.097 pesos.

También en la lista de morosos figuran la subsecretaría de Producción y Turismo, de Salud, la secretaría General de Gobernación y el Instituto de Seguridad Social de Neuquén. Entre estos organismos la morosidad roza los 320.000 pesos.

En la primera mitad del año, tanto el EPAS como EPEN incrementaron su recaudación en comparación al primer semestre del año pasado. Se atribuye esta mejora a políticas destinadas a bajar los índices de morosidad.

NEUQUEN (AN).- Pese a contar con un alto índice de morosidad entre los organismos estatales, el EPEN prevé aumentar su recaudación a fines de año en un 30%, según adelantaron los funcionarios del organismo.

Los factores que determinaron esta previsión desde la conducción del EPEN, son el aumento del consumo eléctrico en la primera parte del año y la reducción de los índices de morosidad entre los clientes privados .

Las arcas del EPEN podrían cerrar el año con 72 millones de pesos, sólo en concepto de facturación. Esta cifra representaría un incremento del 30% respecto a 2002, cuando el monto que ingresó fue de 55 millones de pesos.

En la primera parte del año registró un aumento en la facturación respecto al mismo período pero de 2002. Facturó 33.903.797 pesos contra 25.481.228. Las causas de este incremento, fueron las políticas de refinanciación de deudas que se pusieron en marcha con aquellos clientes privados con capacidad de pago. De forma paralela, el consumo de energía registró también un incremento si se compara estos períodos en los sectores hidrocarburíferos y frutícolas, que llegó a su pico en mayo último con un 15% más.

La cantidad de clientes con los que cuenta la empresa responsable de distribuir la energía en la provincia, y que conduce Ricardo Corradi, suman 45.663 en todo el territorio neuquino. De estos, 115 son grandes usuarios -empresas petroleras principalmente- y representan el 65% de la facturación del organismo. El resto se distribuye en usuarios comunes 45.544 y cooperativas distribuidoras de energía.

NEUQUEN (AN).- Con bombos y platillos, el pasado 31 de julio el titular del EPAS, Mario Ever Morán, junto a todo el directorio del organismo, anunció que durante los primeros cinco meses de 2003 la empresa responsable de brindar el servicio de agua en esta capital y en algunas localidades del interior, incrementó su recaudación un 34% en comparación al mismo período pero del año anterior.

Sin embargo, sobre las deudas que mantiene el organismo con sus diferentes proveedores, entre los que figura el EPEN, no se habló.

Sobre la recaudación, Morán señaló en una conferencia de prensa que en los primeros cinco meses del año ingresaron a las arcas del EPAS 3.866.648 pesos en concepto de facturación. Esta cifra representó un incremento del 34% respecto a 2002, cuando los ingresos por el mismo concepto ascendieron a 2.877.570 pesos.

Este incremento, Morán lo atribuyó a la puesta en marcha de diferentes políticas destinadas a regularizar la situación de los clientes morosos de la empresa. Planes de pago, intimidaciones judiciales, y descuentos por pago contado de las deudas, fueron algunas de esta políticas impulsadas. Entre los principales deudores, figuran los clientes domésticos que suman 42.000 en esta capital.

Pero el panorama no es del todo alentador en la empresa que brinda el servicio de agua y saneamiento. A las deudas que mantiene con sus proveedores, se le suma una abultada suma de dinero que aún no pudo recuperar y que ya facturó.

En rigor, en los últimos años no se cobraron 44.661.564 pesos que fueron facturados. Este monto prescribirá el próximo año y no hay certidumbre de cobro.


Comentarios


El EPAS no paga la energía que consume