El optimismo del sector privado

Continúa la tendencia de recuperación ya evidenciada meses atrás. Tanto inversiones de privados como la obra pública motorizan la construcción en las principales ciudades de la región. El factor Vaca Muerta sigue traccionando al sector. Panorama alentador.




Hace tres meses atrás, y mientras poco a poco se reabrían ciertas actividades cerradas por el Covid-19, “Río Negro” publicó una nota en la que se hablaba de una cierta “reactivación” en la construcción en la región. Hoy, en este Día de la Construcción, contactamos a los mismos empresarios -más otros actores- para corroborar si la tendencia se había sostenido o no.

Martín Lagos es director de Gran Valle Negocios, grupo dueño -entre otros proyectos- de Chocón Medio, barrio cerrado ubicado a menos de una hora de Neuquén capital. Sostuvo que a principios de agosto la construcción atravesaba un muy buen momento y hoy lo reafirma. “Nuestra venta de lotes está mostrando cifras únicas, muy superiores incluso a antes de la pandemia. Este año, sin embargo, tuvimos el récord histórico de ventas para la compañía. No se trata de gente que compra solamente como inversión: es gente que compra para construir su segunda vivienda, por lo que el ritmo de obras es muy intenso”.

Y como para terminar de reafirmar su visión de que la industria pasa por un muy buen momento en la región se refierió a otro nuevo proyecto (a punto de lanzarse): “está orientado a las industrias”, aclara. Y continúa: “se llama Distrito Industrial Río Neuquén y será el primer parque industrial privado de Neuquén. Un desarrollo urbanístico tendiente a satisfacer la demanda del segmento corporativo-industrial vinculado, principalmente, al mercado hidrocarburífero y de servicios de Vaca Muerta.


Otro de los entrevistados hace tres meses fue Guillermo Badano, socio gerente de TAO, empresa dedicada a la fabricación de paneles constructivos, con sede en Neuquén Capital, quien entonces afirmó que la situación estaba muy bien. Hoy declara: “desde que comenzó la pandemia hasta hoy dimos inicio a unas 35 obras, más otros proyectos que cotizamos y estamos cotizando. Los destinos elegidos son General Roca, Cipolletti, Neuquén, el Chocón, entre otros”.

Badano dice que las perspectivas futuras también son alentadoras: “con la pandemia, mucha gente de Buenos Aires está consultando para venirse al interior. Nosotros tenemos varias obras en la cordillera de gente que construye su segunda residencia pero también de público de las grandes ciudades que las piensa como vivienda permanente. Notamos que la pandemia está generando movimientos migratorios hacia el interior, algo que está ocurriendo en todo el mundo. El Alto Valle, además, cuenta con la cercanía a Vaca Muerta, lo cual -más allá de la coyuntura actual- siempre aporta un atractivo adicional”.

Ana Badowski, arquitecta directora de BDB -con obras y proyectos en todo el Alto Valle- reafirma su visión de un “dólar que rinde más para construir”, y la necesidad del público de vivir con espacios verdes: “continúan los proyectos en las afueras de las ciudades barrios cerrados, chacras y otros”.

Más allá de los integrantes del informe anterior se agrega la opinión de otros dos actores de la industria: Lucas Albanesi, martillero y corredor público (director comercial de Gran Valle Propiedades) y el ingeniero Alejandro Nicola (secretario de Coordinación e Infraestructura de la ciudad de Neuquén).

Albanesi explica que “nosotros vendimos muchos lotes y las obras no paran porque para quien tenía unos dólares ahorrados, el rendimiento es mayor. De hecho el precio más bajo en la construcción hizo que bajen también las propiedades terminadas. Hoy se venden casas en 1300/ 1400 dólar billete de contado, cifras que el año pasado eran impensadas”.

Neuquén, El Chocón, Cipolletti y Roca son algunas de las ciudades donde más se construye hoy.

Los focos son concretos y claros: mucho barrio cerrado o alejado del centro. “Gente que busca ese pedazo de tierra para disfrutar de su familia. Estos días de encierro generaron un nuevo orden de prioridades: los jardines o los patios con verde hoy cobrar un valor sin igual. Un ejemplo muy claro es el Barrio Las Lilias, en Plottier. Luego de 4 etapas, estamos terminando la última y de los 614 lotes que teníamos, ya casi no quedan. Tuvimos una muy alta demanda en los últimos 120 días”, afirma.

Nicola brinda, con su óptica oficial y basada en estadísticas: “considero que la actividad en general es muy buena. La obra pública municipal se mantuvo siempre activa y ha tenido continuidad. La obra privada estuvo prohibida desde el 20 de marzo hasta el 26 de abril, a partir de allí se fue activando la obra particular en forma paulatina y tenemos un nivel de actividad casi normal”.

Y culmina: “el nivel de actividad de la construcción en Neuquén no tiene techo. Vaca Muerta es un soporte importante de la economía del país. Tenemos en proceso de inicio la construcción de un nuevo parque industrial. La actividad de la construcción crecerá sin dudas en todo tipo de obras, viviendas individuales y edificios de departamentos, grandes superficies industriales, obra pública de infraestructura en general”.

Crece la producción de laminados y acero crudo


La producción siderúrgica cerró octubre con un alza de los despachos de laminados y de acero crudo, impulsada por el crecimiento de la construcción privada, según el último informe elaborado por la Cámara Argentina de Acero.

La producción de laminados de octubre fue de 392.500 toneladas, lo que representó una suba de 21,4% respecto de septiembre (323.300 t) y apenas un descenso de 1,7% respecto al mismo mes de 2019 (399.500 t), informó la entidad que agrupa a las empresas siderúrgicas.

En tanto, la producción de acero crudo fue de 382.200 toneladas, 6,9% mayor respecto de septiembre pasado (357.600 t), y 0,1% superior que en octubre de 2019 (381.800 t).

Según la cámara, la demanda de acero para la construcción privada “continúa a muy buen ritmo, incrementada no solo por obras en ejecución, sino además por un generalizado acopio de materiales de obra por la percepción del bajo costo del metro cuadrado”.

Las plantas productoras de acero continúan con aumento sostenido de su producción y despacho.

Esta situación generó “algunos faltantes en determinados eslabones de la cadena de distribución a pesar del sostenido aumento de producción y entregas de acero por parte de todos los productores”, precisó.

“Una dinámica similar se observa en los despachos de cemento que acumulan seis meses de aumento ininterrumpido desde el piso de abril, y que en octubre estuvieron 13,2% por encima de los valores del mismo mes de 2019”, añadió.

Las plantas productoras de acero continúan con aumento sostenido de su producción y despacho, a su máxima capacidad disponible, con contrataciones de personal adicional por la implementación de protocolos de operación segura, con aislamiento de grupos de riesgo y contagiados, concluyó el informe difundido en las últimas horas.


SUSCRIBITE A NOTICIAS DIARIAS
Todos los días un correo con las noticias más importantes del día.

Comentarios


El optimismo del sector privado