Rusia separó a ExxonMobil de un importante proyecto petrolero

El presidente Vladimir Putin transfirió la participación de la norteamericana a una entidad local, según explicaron desde la firma. El gigante petrolero de Texas calificó la medida como "expropiación".




La petrolera texana ExxonMobil Corp anunció el lunes que se retira por completo de Rusia después de que el presidente Vladimir Putin expropiara sus activos. Según adelantaron, los transferirán a una entidad local. El hecho se da después de siete meses de discusiones para tener una transferencia de su participación del 30% en el proyecto de petróleo y gas Sakhalin-1, el más grande del país.

Desde la firma aseguraron que salió «de manera segura» de Rusia después de que el gobierno a principios de este mes «terminara unilateralmente» sus intereses en el proyecto de petróleo y gas Sakhalin-1.

No develaron si obtuvieron alguna compensación por los activos valorados en más de 4.000 millones de dólares. Un portavoz de ExxonMobil se negó a informar si buscarán la impugnación por al expropiación a través de un proceso de arbitraje internacional. «Hicimos todo lo posible para comprometernos con el gobierno ruso y otras partes interesadas», indicó.

ExxonMobil ya había buscado renunciar a la operación de Sakhalin-1 desde el 1 de marzo, dejando abierta la posibilidad de vender su parte. Dijo que «coordinaría de cerca» la transferencia de operaciones con sus socios: la empresa rusa Rosneft, la india ONGC Videsh y la japonesa Sodeco para garantizar seguridad en el proceso.

En abril, Exxon informó una amortización de 3.400 millones de dólares por la salida de Rusia y este mes actualizó el valor con un cargo por deterioro de valor de 600 millones de dólares en el tercer trimestre para activos no identificados. Por eso, sus participaciones en Rusia estaban valuadas en más de 4.000 millones de dólares.

En agosto, Putin había firmado un primer decreto que ponía trabas a una salida segura y ambiental de Sakhalin-1, según ExxonMobil. En ese entonces, la firma reaccionó al decreto emitiendo una «nota de diferencia», un paso legal antes de buscar el arbitraje. El 7 de octubre, Putin se apoderó de las acciones de la petrolera y las transferirá a una empresa controlada por el gobierno

La salida formal de la firma muestra un resultado deseado por la firma, que consistía en abandonar el país. Sin embargo, se dio en términos poco amistosos que podrían generar disputas legales durante varios años, comenzando con el arbitraje en los tribunales europeos. Su salida se suma a las de BP, TotalEnergies, Equinor y Shell que han transferido activos a socios rusos o han dejado operaciones.


Una salida buscada


ExxonMobil comenzó a reducir su presencia en Rusia desde 2014, luego de las sanciones contra el país tras anexar la península de Crimea a Ucrania. A principios de este año, despidió trabajadores y cerró negocios de lubricantes y productos químicos en Rusia. En julio, la producción en el proyecto Sakhalin-1 cayó 10.000 barriles por día (bpd), desde los 220.000 bpd antes de que Rusia invadiera Ucrania.

Igualmente, el volumen fue suficiente para responder a la demanda de energía en las ciudades rusas de Khabarovsk y Vladivostok. Alrededor de 700 empleados del país mantuvieron las operaciones en funcionamiento y serán transferidos a la nueva empresa rusa que se hará cargo del activo, anunció la petrolera.

«Estamos agradecidos por el profesionalismo, la experiencia y el compromiso demostrado por los empleados de ENL durante estas difíciles circunstancias», expresaron. La firma se había comprometido a brindar una transferencia segura a un nuevo operador para evitar derrames, accidentes ambientales o cortes de electricidad en las ciudades abastecidas por el proyecto, indicaron.

Sin embargo, la operación bajo los términos dictado por Rusia le impedían transferir operaciones o negociar una posible venta a socios indios o japoneses, lo que indicaba interés en mantener el suministro de Sakhalin-1.

Según el decreto de Putin a principios de mes, los socios extranjeros de Sakhalin-1 tendrán un mes después de la creación de la nueva empresa rusa para solicitar al gobierno ruso acciones en la nueva entidad.


Comentarios


Logo Rio Negro
Rusia separó a ExxonMobil de un importante proyecto petrolero