El Festival de Música de Bariloche costó 20 millones de pesos

Los pagó la provincia con aportes del CFI y del Emprotur. La mayor parte de ese presupuesto se lo llevó la empresa que es dueña del teatro La Baita.





Cientos, tal vez miles de personas disfrutaron durante cinco días de espectáculos de primer nivel, con artistas reconocidos, en esta ciudad. Todo ese movimiento cultural que generó una nueva edición del Festival Internacional de Música Bariloche (Fimba) 2022 demandó una erogación de 20.465.326 pesos.

El monto surge de las resoluciones que autorizaron las contrataciones directas de los artistas y servicios que demandó la organización del Fimba a los que accedió Río Negro.

El mayor desembolso lo recibió el propietario del Teatro La Baita. Según la documentación oficial, la contratación directa a la firma Powerlink SRL para el alquiler de esa sala durante 7 días generó un gasto de 8.750.000 pesos.

La contratación del espectáculo del reconocido artista brasileño “Toquinho: 50 años Tour” costó 3.224.000 pesos, mientras que “Baglieto-Vitale” demandaron una erogación de 2.105.000 pesos.

“Que por estar el Festival Internacional de Música Bariloche directamente relacionado con la promoción cultural se ha dispuesto que la presente erogación sea imputada a los créditos de la Jurisdicción 78-Secretaría de Estado de Cultura”, dicen las resoluciones.

Las presentaciones de artistas como Aguirre Yotam costaron 599.833 pesos, la banda chilena Yorka, 590.000; Opus Cuatro, 440.000; Ana Prada, 390.000; Tobi Dolezor, 280.000 pesos; Adrián Iaes, 256.000 pesos y Anna Miernik, 160.000 pesos.

Contratar a los artistas locales que se presentaron en el Fimba demandó 140.000 pesos.

Por los servicios gráficos que demandó el Festival se pagaron 596.000 pesos, para la adquisición de remeras, 344.750 pesos; el Magiconcierto (destinado a los más chicos) costó 390.000; el Fan Press (gastos de periodistas invitados) demandó 390.000 pesos.

Por las promotoras del Fimba se pagaron 390.000 pesos, contratar en forma directa trabajos de consultoría a una firma de Buenos Aires costó 150.000 pesos, la contratación del servicio de filmación del evento demandó 133.000 pesos y la contratación de la fotografía otros 160.000 pesos.

Las resoluciones indican que se contrataron otros servicios como sala de ensayos por 90.000 pesos, a una persona que hizo los arreglos musicales por 100.000 pesos, el ploteo de colectivos de Mi Bus para promocionar el Fimba demandó 95.000 pesos, entre otros servicios.

Río Negro entrevistó al secretario de Estado de Cultura del gobierno de Río Negro, Ariel Ávalos, que destacó que el Fimba genera un movimiento de miles de personas que contribuyen a la actividad turística de Bariloche. “Genera mayor trabajo, beneficios turísticos y culturales”, afirmó.

Dijo que no solo se usó el teatro La Baita, sino casi todos los escenarios culturales que existen en Bariloche.

Ávalos valoró como un éxito que los 25 conciertos que se ofrecieron durante el evento “estuvieron a pleno, con salas llenas”.

Consideró que el gasto que demandó el Fimba 2022 está dentro de “un presupuesto adecuado”. “No hay despilfarro de nada. Hay una medida muy exacta de los costos que se están pagando”, sostuvo.

El funcionario provincial dijo que como son fondos públicos “los vamos a cuidar en extremo” y señaló que los gastos están “en los expedientes que son de público conocimiento”. “Nosotros manejamos fondos públicos y tenemos que ser cuidadosos con eso”, aseveró.

Explicó que el presupuesto del Fimba 2022 se compone de varios aportes. Destacó que se financió con fondos del Gobierno de Río Negro, el Consejo Federal de Inversiones (CFI) por un convenio vigente, el Emprotur y municipios.

“Todas las inversiones en materia cultural tienen un sustento ideológico”, manifestó Ávalos. Y puntualizó que cada uno de los programas que surgen del organismo que conduce deben cumplir cuatro ejes: el derecho a la cultura, la jerarquización del campo laboral en materia cultural, el fortalecimiento de la identidad cultural y la integración provincial”. Dijo que el presupuesto definitivo lo informará en el corto plazo.

Cuando se le planteó las quejas que originan en algunos sectores de la sociedad rionegrina y de Bariloche que se destinen esos recursos que tal vez son más necesarios en obras, Ávalos respondió: “Toda esa comparación sería válida si no se hicieran obras de infraestructura en la provincia y hay una cantidad de obras en ejecución”.


Temas

Bariloche

Comentarios

Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
El Festival de Música de Bariloche costó 20 millones de pesos