"Hay que hacer este esfuerzo para poder volver"

La suspensión de las actividades deportivas por el aumento exponencial de casos de coronavirus en la 2región volverá a golpear a las ligas locales. Desde adentro, el experimentado García Barros habló sobre cómo impacta la medida para los jugadores.




El básquet fue una de las primeras disciplinas que volvió a la actividad de manera oficial en el Alto Valle. A mediados de febrero hizo el anuncio y un par de días más tarde, protocolos de por medio, la acción regresó a las canchas de la región con público en las tribunas y todo.

Ahora, ante el aumento exponencial de casos de coronavirus en la región, y con terapias intensivas al límite, la acción del torneo Apertura 2021 del Asociativo del Alto Valle quedará suspendida al igual que el resto de los deportes, debido al aumento exponencial de casos de coronavirus.

La segunda ola pegó fuerte en la región y, más allá de la lógica desazón por no poder continuar con la actividad, los protagonistas comprendieron que el parate es una decisión acertada.

Ante el anuncio de las restricciones, Río Negro dialogó con Adolfo García Barros, que defendió los colores de varios conjuntos de la región en torneos nacionales y actualmente juega en Deportivo Roca, quien sorprendió al público en el regreso ya que decidió jugar cada encuentro con barbijo.

El experimentado jugador del Depo aseguró que lo mejor es tener paciencia.

“Este anuncio pega de distintas maneras en el mundo del deporte. Hay dos planos distintos: a los profesionales un parate así los perjudica mucho en nivel y ritmo de juego, pero en nuestro caso al ser un torneo local, que si bien tiene importancia para el club, ya podíamos prever que podía suceder. Más que nada después de ver lo que pasó en la Liga Nacional”, indicó Fito.

Más allá de lo deportivo, para el experimentado escolta lo que más se pierde es la posibilidad de alivio y alegría que había generado el regreso de las actividades. “Es duro porque veníamos bien en el torneo, pero lo que más perdemos es la parte del entrenamiento y ese cable a tierra que uno tiene cuando hace deporte. Ahora tendremos que aguantar estos días y ver como sigue todo”, detalló.

Sobre su elección de jugar el torneo con el barbijo puesto contó: “fue un acuerdo familiar, porque nos veníamos manejando en una burbuja reducida, pero cuando los chicos volvieron al colegio decidí volver y hacerlo con tapaboca es para bajar la posibilidad de contagio. Eso por un lado, pero también que eso también genera un alerta de no romper algunos protocolos y mantenerlos aunque sea en esos momentos de juego”.

Luego de un año sin acción en el parquet, la vuelta del torneo local generó expectativa en el público que regresó a las canchas en mayor número que antes de la pandemia y eso es algo que García Barros espera que se mantenga.

“Me sorprendió mucho de estuvo yendo más gente ahora que antes de todo esto. En todas las canchas se cumplieron los protocolos pero aún así había más gente en las tribunas, eso fue muy loco”, comentó el jugador del Naranja.

El deporte y todas las actividades quedarán en stand by, por lo menos por la próxima semana. “Hay que hacer este esfuerzo para después volver y seguir mantiendo la actividad en esta nueva normalidad”, finalizó


Comentarios


«Hay que hacer este esfuerzo para poder volver»