Femicidio de Otoño: Molina, el candidato de Milei, dijo que la acusación es “atroz”

El candidato a intendente de Fernández Oro cuestionó los alegatos de la abogada Gabriela Prokopiw. Dijo que tiene tintes políticos y que siempre estuvo a disposición de la justicia. Ayer presentaron un escrito en la fiscalía.

Luego de las especulaciones que despertó la querella del caso Otoño contra Daniel Molina, el expolicía y candidato a intendente  Fernández Oro criticó la teoría de Gabriela Prokopiw y dijo que es poco “poco profesional”. El empresario reveló que se sorprendió por la vinculación que hicieron con el femicidio de Otoño Uriarte y que generó un gran daño a él y su familia.

Ayer se presentó en la justicia con su abogado Guillermo Oviedo y se puso a disposición. Adelantó que irá “hasta las últimas consecuencias” porque considera que los alegatos de la letrada son agraviantes. Oviedo solicitó la audiencia y luego de analizarla si presenta alguna demanda.

“Yo me presenté a la justicia, y si tienen dudas conmigo acá estoy a disposición. Esto es una movida política. En 17 años nunca estuve ni siquiera mencionado y ahora que soy candidato surge esto que es una locura atroz. Mi familia mal, provocaron un gran daño”, dijo Molina.

Agregó que la ciudadanía de Fernández Oro y la región esperan justicia hace 17 años pero que eso no implica inventar historias con tal de cerrar algo o ganar protagonismo. “Ella venía amenazando que iba a decir todo eso, se sabía acá –Oro- y lo hizo y mi nombre está en el diario. Esta “orquesta” la venía escuchando hace un tiempo, es algo planificado”, aseguró.

Agregó que es poco serio y profesional porque son todos dichos de la letrada y que nunca desde la desaparición de Otoño estuvo en la órbita de los sospechosos. “Creo que no hay mérito alguno para que me llamen a declarar, pero si lo hacen por supuesto que estará a disposición. No tengo nada que ocultar”.

Sobre los alegatos de Prokopiw que insinuó que su actual actividad empresarial estaba ligada de alguna manera al femicidio de Otoño Uriarte, Molina dijo que junto a otros agentes compraron una chacra y que ese fue el puntapié de su exitosa actualidad, como uno del empresario inmobiliario más importante de Oro. “A mí nadie me regaló ni entregó nada. Con otros policías compramos una chacra –sobre calle Kennedy-  entre un consorcio e hicimos dos terrenos para cada uno. Pero nadie nos regaló nada, tuvimos que pagar como cualquier laburante”.

Molina, que no viene del palo de la política, dijo que sus intenciones son poder devolverle algo a la ciudad donde creció profesionalmente y que tiene un fuerte compromiso social. Dijo que nunca puso en duda sus aspiraciones políticas: “Claro que te pega muy mal esto, pero yo estoy tranquilo con mi consciencia, pero es el golpe, la bajeza”.

Finalmente, reveló que nunca lo llamaron de la fiscalía ni de la querella para consultarle nada y que siempre estuvo a disposición: “Pero así no son las cosas, es muy macabro todo”.


Analizarán posibles acusaciones


Guillermo Oviedo, abogado del empresario, dijo que la querella generó un tremendo agravio sobre Molina. “Es lamentable que siembra un manto de dudas sobre personas que no tienen nada que ver con esta investigación”. Analizará la audiencia para definir si lleva adelante acciones legales.

Imagínate que después de 17 años te acusó alegremente de un hecho aberrante de una localidad que se encuentra tan sensible por esta investigación, que te acuse sin ninguna evidencia”, agregó. 


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Registrate gratis

Disfrutá de nuestros contenidos y entretenimiento

Ver planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora