La AIC declaró la emergencia hídrica para las cuencas del Neuquén, Limay y Negro

Sólo se podrá utilizar agua para generar energía para las ciudades de la región, para la industria, y para destinarla al riego.

La baja cantidad de lluvias y nevadas, y la escasa previsión de las mismas para los próximos 15 días despertó la alerta en la región. Es por ello, que la Autoridad Interjurisdiccional de Cuencas (AIC) declaró la emergencia para las cuencas de los ríos Neuquén, Limay y Negro. Advirtieron desde el organismo que las hidroeléctricas solo podrán hacer uso del agua para la generación de energía para las ciudades, para la industria y el riego

El viernes en reunión de la autoridad de cuencas se decidió declarar la emergencia en la cuenca de los ríos Neuquén, Limay y Negro. Y fue por unanimidad. Así lo señaló, Elias "Gringo" Sapag, representante de Neuquén en la AIC, en declaraciones al programa Vos a Diario, de RN RADIO (89.3).

"Venimos de 12 años de sequía y este 13° año en diferencia con el año anterior nos ha colocado con 4 mil millones de litros menos, 4.000 hectómetros menos, un Cerros Colorados menos",explicó Sapag sobre uno de los puntos del problema con el agua.

Y agregó: "por otro lado el invierno que ya está transcurriendo, de mayo, junio y julio, no nos ha dado la humedad necesaria, ni en lluvia, ni en nieve. Y el último evento que hemos tenido, este fin de semana, no alcanzó a cubrir ningún tipo de expectativas, se debilitó totalmente".

Además, el representante de Neuquén en la AIC precisó que "en 15 días más, no vemos ningún evento que pueda reponer algo de agua" y los centros meteorológicos en sus análisis históricos y matemáticso "dan déficit en las tres cuencas".

"Aún no habiendo llegado a los mínimos, hemos declarado que no se puede sacar agua más que para el suministro de las ciudades, el riego y la industria. Esa agua es la única que Cammesa, la secretaría de Energía y las hidroeléctricas pueden sacar para generar energía eléctrica", subrayó sobre la decisión adoptada por la AIC para cuidar el escaso recurso existente.

"Sólo se puede generar energía para ciudad, riego e industria. "El máximo para Arroyito son 300 metros cúbicos y el máximo para el Neuquén son 35. Sólo se va a modificar cuando comience el riego, a fines de agosto, que allí vamos a necesitar entre 90 y 120 metros cúbicos por segundo para riego del Alto Valle", detalló Sapag.

El funcionario aclaró también que "agua abajo de la represa, la ciudadanía no va a haber problemas, ni en la provincia de Río Negro, ni en Neuquén" pero que "tienen que usar el agua y no abusar, sabiendo en la crisis que nos encontramos".

En cambio, aseguró que los habitantes de agua arriba de la represa "no tienen como almacenar agua, la línea sur no tiene como almacenar agua. Esas son zonas críticas que los gobiernos provinciales tendrán que tomar las medidas correctivas o precautorias para que no tengan problemas nuestros ciudadanos".

"La secretaría de Energía, Cammesa y las hidroeléctricas tienen que saber que todo el agua que se saque de hoy en adelante tiene que tener el consentimiento y la autorización de la Autoridad de Cuencas que en conjunción con el DPA en Río Negro y en Neuquén con la subsecretaría de Recursos Hídricos estamos trabajando", señaló tajante, Sapag.

Y, en este sentido, advirtió que si las hidroeléctricas, no respetan el mandato de la AIC, irán a la justicia. "Vamos a hacer un amparo si no nos obedece", confió.

"El agua que tiene Cerros Colorados es para riego, hoy tiene que ser solidario con las circunstancias que están ocurriendo. Un contrato de concesión se cumple cuando las condiciones son normales y las condiciones no son normales, por lo tanto la Autoridad de Cuencas decide y ha decidido esta emergencia a los efectos de hacerse de la autoridad que le corresponde, delegada por los gobiernos provinciales y en función de una necesidad pública", señaló.

Y en el mismo sentido aseguró que "tenemos que ser firmes ante Nación, porque Nación y la secretaría de Energía lo único que ve es su necesidad frente a los recursos de la Nación y no ve nuestros problemas locales". E insistió en la necesidad de "gobernar nosotros nuestra agua" y "tener nuestras represas en manos de Río Negro y de Neuquén".


La entrevista completa en RN RADIO:


Comentarios


La AIC declaró la emergencia hídrica para las cuencas del Neuquén, Limay y Negro