La playa del Lago Lolog es la elegida para lanzarse al agua

A unos minutos de San Martín de los Andes, familias y grupos de amigos disfrutan de uno de los mejores paisajes que se pueden encontrar en la Patagonia.



Desde San Martín de los Andes hacia el norte, por la ruta 62, la segunda rotonda conduce hacia una de las mejores playas de la región. Una primera parte de pavimento y otra donde toma protagonismo el ripio, constituyen el camino típico para llegar a este tipo de paraísos montañosos. Luego de atravesar varios barrios y clubes de campo están las playas del lago Lolog.

Una de las características de la región cordillerana es que ofrece paisajes y lugares increíbles a pocos kilómetros de los centros urbanos. Cada vez hay más playas, lagos y bosques para visitar. Los locales y los visitantes conviven a orillas del Lolog, un lugar paradisíaco que cada vez es más popular en el sur neuquino.

La playa es muy amplia, donde grandes y chicos se divierten. Foto Particio Rodríguez

Cercanas a San Martín, apenas unos 14 kilómetros al norte, las costas del lago ofrecen una escenografía fantástica entre las montañas de la precordillera. Las aguas del Lolog sirven de refresco en épocas veraniegas y la playa con mucha arena es una de las tantas alternativas para familias o grupos de amigos que visitan la región.

El lugar es muy concurrido, sobre todo por el público de la zona, que evita la ciudad o sale de ella para recrear la vista y el cuerpo. La gente deja sus vehículos cerca y sin ningún costo se puede acceder a la playa. Un panorama seductor en tiempos donde todo se cobra.

Las playas son muy seguras por su poca profundidad en gran parte del lago y una de las actividades elegidas es el kayak. Grandes y chicos aprovechan para navegar mientras cae la tarde en el interior neuquino.

Un paisaje genial que tiene todos los colores. Foto Particio Rodríguez

Hay servicio de guardavidas, algo que también le permite a padres y madres estar tranquilos en todo momento. Además, quienes no saben nadar no tienen dificultades para divertirse en el agua. Por su geografía, es una playa con lugar para todos y todas, sin distinción.

Los pocos negocios de venta al público están destinados a alimentos y tienen actividad constante durante la temporada. Además de tortas fritas, hamburguesas y panchos, también venden gaseosas u otras bebidas para pasar el día.

La del Lolog es una de las mejores playas del sur neuquino. Foto Particio Rodríguez

También hay vendedores ambulantes que ofrecen tortas fritas, empanadas, panes rellenos o alguna otra exquisitez casera típica de la región.

Muchos lo eligen como hogar

El contexto en el que se emplaza la playa es completamente distinto al de hace algunos años, ya que últimamente proliferaron los barrios y casas en la zona.

No solo hay hogares de fin de semana o para vacacionar, sino que decenas de familias viven el día a día.

Distancia

14
kilómetros separan el centro de San Martín de las playas del Lolog. Son unos 25 minutos en auto y 40 en colectivo.

Si bien están a varios kilómetros de la ciudad, la tranquilidad y la vista que tienen alrededor no tiene precio. En verano, el sol le da un marco espectacular y en invierno la nieve se hace sentir con sus bajas temperaturas y un paisaje imponente.

Todos se bañan tranquilos por la escasa profundidad del lago. Foto Particio Rodríguez

El Lolog marca el límite entre los departamentos Lacar (cuya cabecera es San Martín)y Huiliches (que tiene a Junín de los Andes como ciudad principal), en el sur neuquino.

Se puede llegar en colectivo


Desde la terminal, con cuatro frecuencias diarias, se puede llegar en ómnibus hasta un par de cuadras antes, previo al lago Lolog.

El primero sale 6:40 de la mañana, para los que quieren pasa el día entero. El segundo parte a las 11:40 para los que quieren ir a almorzar. El tercero sale 17:40 y el último 19:30.

El colectivo tiene el cartel que dice ‘’Laguna Rosales’’.

El kayak, infaltable en los veranos de esta región. Foto Particio Rodríguez

Tarda aproximadamente 40 minutos y apenas bajan los pasajeros sale de regreso hacia la terminal.

El valor del pasaje es de unos 30 pesos por tramo, con lo cual el costo diario para ir y venir es de 60 pesos.

El acceso para los vehículos es gratuito, pero para encontrar lugares cercanos a la playa hay que llegar lo más temprano posible, dado que es muy concurrida.

Paradores para todos los gustos


Sobre la costa del Lolog, de aproximadamente 13 kilómetros, hay tres paradores con distintos servicios.

Foto Particio Rodríguez

El primero está sobre la ruta, en la bifurcación hacia la ‘‘Bonita’’ o el puente del río Quilquihue, otro sobre la misma playa y otro con asadores y parcelas pasando unos metros sobre la zona conocida como ‘‘Playa de la Carreta’’ y la ‘‘Herradura’’, que están camino a Puerto Arturo.

Los paradores tienen distintos servicios además de la parte gastronómica. Hay baños disponibles para los clientes y electricidad para recargar celulares u otros dispositivos.


Comentarios


La playa del Lago Lolog es la elegida para lanzarse al agua