La ruta de la cerveza

40 familias se dedican a la producción artesanal en El Bolsón, Lago Puelo, El Hoyo y Epuyén. “Para saber cuál es la más rica hay que probarlas todas”, bromean.

1
#

2
#

Pilker ofrece su cerveza bien helada. Hay que diferenciarse...

3
#

Otro de los stands de la feria; en este caso, de Piltri

4
#

Ésta es una zona ideal para el cultivo de lúpulo. A pesar de los vaivenes económicos, muchos continúan con la producción de este ingrediente clave de la cerveza.

5
#

Parapapoto, otro de los clásicos de la feria regional

6
#

El lúpulo, uno de los símbolos de la Comarca

Comarca Andina

Al menos unas 40 familias se dedican en la Comarca Andina a fabricar sus propias recetas de cervezas artesanales, con sus características, sabores y toques personales. Con todo, coinciden en preservar su elaboración en base “a la calidad del agua y a utilizar ingredientes de máxima pureza, respetando los tiempos que requiere cada etapa del proceso productivo y sin aditivos químicos”. Es así que un grupo de cerveceros se organizó y armó su propia cooperativa, que esta temporada ofrece “La ruta de la cerveza artesanal” uniendo El Bolsón, Lago Puelo, El Hoyo y Epuyén. “Para saber cuál te gusta más hay que probarlas todas”, bromean al tiempo que aseguran que la región “ofrece condiciones naturales privilegiadas para la elaboración de esta bebida”. Ponderan “la excelencia del lúpulo propio, cuyas flores le otorgan sabor y aroma a la cerveza”, además de “las fuentes de agua naturales de deshielo y tierras fértiles para el cultivo de la cebada”. Las cervecerías de la ruta son: El Bolsón, Pilker, Rupestre, Piltri, Araucana, Otto Tipp, La Bandurria, Huemul, Pestrébola, Chaura, Sheken, Ruta 40 y Murrayana. De punta a punta, puro sabor. En conjunto ya anunciaron la segunda edición de la Fiesta Regional de la Cerveza Artesanal, que tendrá lugar en el predio ferial de El Hoyo en Semana Santa. MAESTROS CERVECEROS La economía lugareña comenzó a crecer exponencialmente en 1986, con la creación de unas diez cervecerías artesanales. El pionero indiscutible fue Juan Carlos Bahlaj, impulsor de la cerveza El Bolsón, que hoy tiene desarrollado un producto turístico que incluye su propia maltería y minifábrica, “donde tenemos un lugar para tomar nuestras cervezas directamente de los tanques de maduración, acompañadas de picadas, pizzas y platos centroeuropeos”. También allí se pueden adquirir, embotelladas, todas las variedades de la cerveza más famosa de la Comarca Andina; además de mostazas, aderezos, vinagres y bebidas de frutas finas elaboradas en la misma fábrica. Otra reconocida cervecería es Otto Tipp, marca que se destaca por la frescura y la calidad de una cerveza bien estacionada. Funciona en el centro de El Bolsón (a dos cuadras de la municipalidad), anexa al restaurante “A punto”, con deliciosa comida gourmet. A ellas se suma la marca Araucana, a la que sus seguidores califican de “la mejor, lejos; especialmente la roja fuerte”. Sin embargo, los habitués de la feria regional se vuelcan por la artesanal Parapapoto, “donde nacen los mas exquisitos sabores y aromas en las únicas cervezas de autor”. Lo cierto es que existe un puñado de maestros cerveceros que recrean las recetas ancestrales de elaboración de la bebida rubia y se especializan en la rubia Pilsen de estilo alemán, la negra Porter robusta –con mucho cuerpo y alta graduación de alcohol– y la roja, que es la más suave al paladar, con una menor proporción de lúpulo. También están las saborizadas con fruta finas, menta y hasta con chocolate o picantes. Todas se disputan la primacía en los paladares de los expertos y los visitantes. (AEB)


Comentarios


La ruta de la cerveza