La usurpación divide aguas en Roca





ROCA (AR).- Con la ocupación del predio, conflictos entre distintos grupos de los cientos de personas perjudicadas por la cooperativa de viviendas House Vial, comenzaron a trabajar en la segunda etapa de la construcción de casas del plan de las 167 viviendas ubicado en la zona de Bermejo y Gadano, en Roca. Existen serias divisiones entre quienes han decidido tomar el predio y quienes no apoyan la medida. Durante la tarde del viernes, se observaron en un predio lindero al de Bermejo y Gadano – que ya cuenta con 87 viviendas terminadas – los primeros trabajos con maquinarias especiales para el alisado y emparejamiento del terreno en el cual se iniciará la segunda etapa de obras. Sin embargo, a pesar de la buena noticia, la decisión de tomar de forma pacífica el predio y la posterior usurpación de unas cinco casas, comenzaron a generar importantes discrepancias y a diferenciar las opiniones de los grupos de damnificados. En primer lugar existe un conjunto de unas 5 familias que está a favor de la usurpación de viviendas, otras 80 que avalan la primera propuesta de permanecer en el predio de manera pacífica, sin ingresar a las casas y un tercer grupo que no comparte ninguna de las dos medidas de fuerza. Ayer por la noche se realizó una asamblea en el edificio de la escuela Nº 367, entre quienes pertenecen al tercer grupo, en la que se analizaron las distintas posiciones acerca de la reunión de mediación judicial solicitada por el Juez Tobares y que se llevó a cabo el miércoles pasado. Si bien no se conocieron mayores detalles de lo hablado en la reunión por un “pacto de confidencialidad” de las partes, desde el grupo de víctimas que permanece ocupando de forma pacífica el lugar afirmaron que siempre es productivo mantener el diálogo abierto y que esperaban expectantes la segunda reunión que podría realizarse este martes. Nicolás Suárez Colman y Gastón Britos – representantes legales de un grupo de víctimas que actualmente se encuentran en el predio – destacaron la participación de las autoridades del Instituto de Planificación y Promoción de Viviendas (IPPV) de la provincia y de la fiscalía de Estado en la reunión de mediación, que se realizó el miércoles pasado. Sin embargo, los abogados, demostraron preocupación y un profundo malestar, por la medida adoptada por el Juez que permite que los ocupantes salgan del predio, pero que les impide volver a ingresar al lugar ocupado. En este sentido explicó que muchos de los damnificados tienen familias con niños pequeños mientras que otros sufren problemas de salud y han decidido no abandonar el lugar.

César Izza


Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
La usurpación divide aguas en Roca