Logran frenar la clausura de AFIP a 50 comercios en Bariloche

Afectaba a hoteles, restaurantes y también pequeños locales en plena temporada invernal. Intervino la Cámara de Comercio.



Bariloche vista aerea ciudad

Bariloche vista aerea ciudad

La Administración Federal de Ingresos Públicos dictó la clausura de unos 50 comercios de esta ciudad por irregularidades en sus controladores fiscales y ante el revuelo generado la Cámara de Comercio local decidió ponerse al frente de los reclamos y logró la suspensión de la medida.

Los cierres no estaban precedidos de advertencia ni multa alguna. Afectaban a hoteles, restaurantes y también pequeños locales. Según la orden dictada, comenzaban a regir desde el próximo lunes, justo en el epicentro de la temporada alta de invierno.

En la Cámara de Comercio evaluaron que la sanción era “excesiva e inoportuna” y decidieron encabezar un planteo colectivo. A nivel local la gestión no dio resultado y por eso presentaron una nota directamente ante el administrador de la Afip, Leandro Cuccioli, con la intermediación del diputado Sergio Wisky.

La respuesta del organismo llegó ayer jueves, cuando comenzó a notificar a los infractores que las clausuras quedaban suspendidas, por lo menos hasta septiembre.

El director ejecutivo de la Cámara de Comercio, Claudio Cabaleiro, explicó que resolvieron involucrarse porque no había deudas tributarias ni casos individuales, sino un problema de registración que era común a un gran número de asociados. Dijo que en La Angostura hubo casos similares.

Explicó que los controladores fiscales son máquinas inviolables instaladas en cada comercio que “deben ser homologados por la Afip y periódicamente hay que tramitar la renovación de la memoria. Es un trabajo que lo hacen técnicos habilitados ante la propia Afip, y ellos son los responsables de completar el trámite vía web, pero no lo habían hecho”.

Dijo que la sanción era especialmente perjudicial porque los sumarios tenían distinta fecha de origen -algunos en 2018-, pero todos desembocaban en una clausura a partir del inicio de las vacaciones de invierno, que es para muchos el período de mayor facturación en todo el año.

“Se hizo la presentación a nivel local y no hubo respuesta, por eso recurrimos a Cuccioli”, dijo Cabaleiro. Entre ayer y hoy, cuando la preocupación ya estaba al límite, desde Afip Neuquén comenzaron a comunicar caso por caso la suspensión de las clausuras.

El directivo consultado subrayó que la medida resultaba desproporcionada porque la facturación en los comercios continúa y “no hay perjuicio fiscal”. Dijo que en la Cámara “llamó la atención” la conducta seguida por el organismo recaudador. “Hay una cuestión de sentido común -señaló-. Está bien la política sancionatoria ante un incumplimiento, pero en este caso no había responsabilidad del contribuyente”.

En su comunicado interpretaron que “no está en el espíritu de ese organismo (por la Afip) no permitir trabajar a los establecimientos en las dos semanas que más actividad tienen, y menos aun dejar de recaudar impuestos de la actividad que se dejará de realizar”.


Comentarios


Logran frenar la clausura de AFIP a 50 comercios en Bariloche