Los libros se las arreglaron para ganarle a la crisis económica

Unos 72 mil visitantes recorrieron el predio montado en el anexo del Museo de Bellas Artes. Desde el municipio destacaron el crecimiento de la feria.





1
#

La galería central de la exposición estuvo repleta durante los fines de semana. Más de 3.700 estudiantes visitaron el predio con sus escuelas. (Foto: matías subat )

2
#

El stand de Quondam fue uno de los más visitados. (Foto: matías subat )

La quinta edición de la Feria Internacional del Libro de Neuquén batió récords: 72.000 personas la recorrieron durante diez días. La concurrencia superó la del año pasado que cerró con 60.000 personas.

La globa anexa al Museo Nacional de Bellas Artes (MNBA) de la capital neuquina se llenó ayer de pibes y pibas que se amontonaron para ver el show de “Los Musis de Profica”. Otros se escaparon para estar en la presentación de la autora Tiffany Calligaris, y un grupo se entusiasmó con el stand de Quondam, arte para las Ciencias Naturales, del que se asomaban dinosaurios verdes, rojos y azules.

“Abordamos especialmente la paleontología. Invitamos tanto a chicos como a grandes para que se sumen aquí para ver los productos que nosotros tenemos para ofrecerles. Libros, láminas explicativas y didácticas. Los chicos tienen una especial devoción por los dinosaurios”, aseguró Carlos Papolio, paleoartista y naturalista de campo, autor de las obras que expuso. Es el tercer año que viene desde Vicente López, Buenos Aires.

Afirmó que hubo buena venta. “Mejor que el año pasado y mejor que el ante año pasado. Fue creciendo en los dos últimos años, la gente abre más los bolsillos”, señaló. “Teníamos una linda oferta de pague dos afiches y lleve tres. Se nos agotó todo. Las guías de animales prehistóricas me quedaron muy pocas”, contó.

Algunos puestos optaron el último día por hacer mega rebajas y liquidar todo. “Descuento todo -20%”, fue el cartel que puso Alberto Jardón de la librería local “El Anticuario”, ubicada sobre San Martín casi avenida, para incentivar la compra. “Me quiero llevar menos libros a casa”, dijo.

Más movimiento y más caja

“Seguramente entre mañana (por hoy) y el martes hablemos con las editoriales, pero muchas habían superado los 1.500 ejemplares de venta”, manifestó el secretario de Cultura y Turismo del municipio, Andrés Ros.

Sostuvo que la feria “fue creciendo en variedad de editoriales, en volúmenes de venta, en presencia de escritores, en nivel de reconocimiento nacional. Agregamos diez stands para editoriales de todo el país. Es un premio saber que más de 70.000 personas pudieron disfrutar y muchas de ellas se van con un libro bajo el brazo que es el gran objetivo para nosotros: que el hábito de la lectura esté presente”.

“Se vendió mucho. Vengo desde la primera edición. Lo que más piden los lectores son los clásicos, novedades y best-seller”,

comentó Alberto Jardón, del stand de la librería El Anticuario.

“Creo que esta fue la más concurrida de todas. La gente ya la está tomando como un clásico y tenemos cada vez más visitantes”.

Carlos Papolio, del stand de Quondam, arte para las Ciencias Naturales.

Un encuentro masivo con números propios

Duración: 10 días se extendió la Feria Internacional del Libro de Neuquén, en su quinta edición.

Oferta: 52 stands de librerías y editoriales se instalaron con las más variadas propuestas.

Predio: 1.200 metros cuadrados para recorrer.

Instalaciones: 2 auditorios se montaron en la globa: la sala Santiago “Polito” Belmonte, donde se presentaron los escritores locales, y la María Cristina Ramos para actividades infantiles. Además funcionó el café literario en el Museo Nacional de Bellas Artes.

Presencia: 45 escritores pasaron por la Feria.

Datos

“Se vendió mucho. Vengo desde la primera edición. Lo que más piden los lectores son los clásicos, novedades y best-seller”,
“Creo que esta fue la más concurrida de todas. La gente ya la está tomando como un clásico y tenemos cada vez más visitantes”.

Temas

Neuquén

Comentarios


Los libros se las arreglaron para ganarle a la crisis económica