Muerte en El Treinta: Lo ultimaron de un disparo y lo arrojaron al canal

La información se desprende del informe preliminar de la autopsia que practico el Cuerpo Forense. Habría ocurrido entre el miércoles y jueves pasado, día en que fue hallado.



#

La Policía y Bomberos debieron trabajar para retirar el cuerpo de la cisterna en el canal principal de Riego.(Foto: Gentileza Miguel Parra )

Durante el fin de semana, desde la Fiscalía de delitos contra las personas comunicaron algunos resultados preliminares sobre el cuerpo que fue hallado en el paraje El Treinta. El hombre sufrió una muerte violenta, indicaron en un comunicado, y por eso se inició una investigación por homicidio.

Según los datos emanados de la autopsia que se practicó, el hombre murió de un disparo en la cabeza y fue arrojado sin vida al canal principal de riego, indicaron desde el Cuerpo de Investigación Forense.

Más información | Falleció recientemente y es un hombre de 40 años

Si bien no pudieron precisar exactamente el horario de la muerte, estaría ubicada entre el miércoles 6 de febrero y el jueves 7. Días atrás, previo a la autopsia habían revelado que se trataría de una persona de unos 40 años, aproximadamente.

El trabajo fue arduo y se extendió durante todo el sábado para recolectar evidencias por parte del personal de la Comisaría 26° de Fernández Oro, de la división Canes de la policía de Río Negro, Bomberos Voluntarios, la Brigada de Investigaciones y el Gabinete de Criminalística local.

Seguí leyendo | Encontraron un cuerpo en el Paraje El Treinta

Destacaron también que por el momento no hay sospechados ni detenidos en la investigación, por lo que pidieron a quien tenga información para aportar al esclarecimiento del caso, se pueden comunicar al teléfono celular 0299 154167314 o a la unidad policial más cercana.

El cuerpo fue hallado el jueves pasado y estaba enganchado en las rejas de la cisterna, por lo que debieron realizar algunas maniobras para retirarlo.


Comentarios


Muerte en El Treinta: Lo ultimaron de un disparo y lo arrojaron al canal