Acuerdo en Pilcaniyeu beneficia a los municipales contratados

El intendente Néstor Ayuelef se comprometió a pasar a planta antes de fin de año a los trabajadores contratados del municipio.





El intendente de Pilcaniyeu, Néstor Ayuelef, hizo lugar a un reclamo planteado por el gremio ATE y se comprometió a pasar a planta antes de fin de año a los trabajadores contratados del municipio, que en algunos casos cumplen tareas desde hace 10 años en condiciones de precariedad.

Los contratos habían vencido el 30 de junio y el intendente aceptó renovarlos por seis meses y completar en en ese lapso los trámites para formalizar a los trabajadores.

La dirigente de ATE Úrsula Caracotche dijo que “el acuerdo significa un gran avance” porque el intendente cuestionaba hasta no hace mucho el derecho de los trabajadores a la libre afiliación sindical, la realización de asambleas y la adopción de medidas de fuerza.

Hace un par de semanas los trabajadores se habían declarado en “movilización y asamblea permanente”, con adopción periódica de ceses de tareas, en protesta por la negativa a a efectivizar a los contratados.

La visibilización del conflicto contribuyó a abrir la instancia de negociación con Ayuelef, según dijo Caracotche. Desde ATE instaron a los trabajadores de la vecina Comallo a “seguir en la misma lucha”.

En Pilcaniyeu el municipio tiene unos 50 empleados de los cuales apenas 15 están integrados a la planta permanente. Del resto, una buena cantidad son “becados” y otros cumplen tarea bajo contratos de renovación periódica, sin ninguna estabilidad.

Los delegados habían denunciado que el intendente apenas les contestó por escrito y después de dos meses que “sólo pasaría a planta después de llamar a concurso abierto y si se producían vacantes”. Pero ahora habría desistido de esa política, que el sindicato consideró una “provocación”.

Caracotche valoró lo logrado en Pilcaniyeu, porque “se da en un contexto nacional en el que se congela la planta del Estado, es un logro importante”.

Los delegados sindicales plantearon que además del pase a planta les urge una recomposición de los salarios porque prácticamente todos cobran salarios de 60 y 70 mil pesos, muy por debajo de la línea de pobreza. Caracotche dijo que existe un acuerdo para reabrir la paritaria el mes próximo y que el propósito de ATE es que todos los salarios cubran por lo menos la canasta básica, es decir que “ningún trabajador cobre por debajo de los 100 mil pesos”.

Aclaró que aun así los acuerdos salariales se quedan siempre cortos “si no hay una política del gobierno para frenar la inflación”.


Comentarios

Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Acuerdo en Pilcaniyeu beneficia a los municipales contratados