Necesitamos abierto al MNBA Neuquén

Se cumplió más de un año desde que la sede neuquina del Museo Nacional de Bellas Artes fue cerrada, tras sufrir un incendio en la cocina de la confitería.


Es la única sede del MNBA fuera de Buenos Aires y contiene un patrimonio de incalculable valor que lo transforma en el museo de arte más importante del interior del país.
El edificio se construyó especialmente para este museo, con fondos de la Municipalidad de Neuquén y fue la primera vez que desde el Estado se construyó un edificio para ese fin.


Desde su creación en el año 2000, el MNBA Neuquén tuvo el acompañamiento de toda la sociedad, que lo sintió como un logro colectivo que daba sentido al espíritu patagónico, que tiene que ver con transformar la realidad.


Con el Museo se logró el acceso a los bienes culturales de excelencia en forma gratuita, permitiendo el acceso en igualdad de condiciones a todos los sectores sociales.
Fue un lugar de encuentro y de debate de ideas y se erigió como un espacio de enseñanza no formal, que aportó materiales impresos de todas las exposiciones a las escuelas de los distintos niveles de la Provincia de Neuquén.


Con los protocolos correspondientes se podrían estar realizando todas las actividades que desarrolló el MNBA a lo largo de su historia.
No hay razón para que una obra simbólica tan significativa de la Patagonia, permanezca clausurada y sin los controles de climatización y conservación funcionando, lo que pone en enorme riesgo de deterioro y pérdida total al patrimonio que contiene.


Hoy más que nunca necesitamos que el Museo esté abierto. Lo necesitamos para acompañar la crisis actual, para disponer de un espacio democrático, abierto y participativo, que dé la posibilidad de encuentro para arribar a soluciones colectivas.


Hoy más que nunca necesitamos de la cultura, el arte y la educación.

* Fundador y Director del MNBA Neuquén desde su creación y hasta el 2016. Ex secretario de Cultura de la Ciudad de Neuquén


Comentarios


Necesitamos abierto al MNBA Neuquén