Neuquén no consigue cerrar el acuerdo con los bonistas y volvió a extender la oferta

Será por una semana más, luego de un nuevo vencimiento del plazo para negociar con los acreedores externos. El gobierno necesita reestructurar los vencimientos para aliviar las cuentas del 2021.




Los amparistas pretendían participar de la movilización en contra del gobierno nacional.

Los amparistas pretendían participar de la movilización en contra del gobierno nacional.

El gobernador Omar Gutiérrez comunicará hoy una nueva extensión de las ofertas para renegociar los contratos de los bonos Ticade (2028) y Tideneu (2025) luego de que el viernes venciera el plazo sin que se alcance un acuerdo con los acreedores privados. Se trata de la quinta prórroga desde que comenzaron las negociaciones el 10 de agosto, aunque la provincia insiste en que hay avances en los intercambios con los bonistas.

La nueva fecha se extenderá ahora hasta este viernes 13, pues se busca presionar con plazos más cortos para acelerar las negociaciones. Un día antes, Neuquén pagará a los acreedores de los Ticade la tercera cuota trimestral de amortización de capital por más de 10,4 millones de dólares más el pago número 18 del servicio de renta. Los bonos rinden actualmente una tasa de interés del 8,625% anual.

Estos bonos tienen garantizado su pago con un fideicomiso de regalías hidrocarburíferas, por lo que no es opción en este caso presionar con un eventual default como sí se hizo con los Tideneu. Sobre estos últimos, el gobierno no pagó días atrás el cupón de interés por unos 13,7 millones de dólares y se acogió al período de gracia de 30 días que otorgan los contratos.

Si bien en esa comunicación había advertido que no haría más prórrogas de su oferta para forzar un acuerdo, ya hizo dos extensiones desde entonces. Desde Economía evitaron dar detalles sobre las negociaciones en marcha, afirmaron el viernes que están “muy avanzados” con el acuerdo sobre uno de los bonos e intentando cerrar una nueva propuesta para el otro.

El gobierno necesita llegar a un acuerdo de reestructuración para aliviar los vencimientos de los próximos años, pues la mayor carga hoy está puesta entre 2021 y 2023. En paralelo a la negociación por los títulos Ticade y Tideneu, también mantiene abierto un proceso de reestructuración de un préstamo con el Credit Suisse. En total, la provincia busca renegociar deuda en dólares por 894 millones.

En el proyecto de presupuesto que Gutiérrez envió a la Legislatura se programó un cronograma de deuda para el año que viene de 31.201,8 millones de pesos de los cuales 24.908,1 millones corresponden a capital e intereses de Letras del Tesoro, títulos y bonos. Los meses de abril, mayo, agosto, octubre y noviembre son los que concentran más vencimientos.

Mendoza, la única que pudo renegociar



La situación de Neuquén no es única en el concierto nacional. En total, hay 11 provincias en proceso de reestructurar deudas bajo ley extranjera y sólo Mendoza pudo cerrar un acuerdo, hasta el momento, por un total de 530 millones de dólares. Lo hizo a fines de septiembre a través de un canje que logró un 93% de adhesión.

La provincia de Buenos Aires es otra que, como Neuquén, mantiene una negociación trabada. El viernes venció su octava prórroga para reestructurar bonos por un total de 7.148 millones de dólares, sin lograr un acuerdo.

Río Negro también abrió un proceso de renegociación de su deuda extranjera por un total de 300 millones de dólares, casi en paralelo a Neuquén, pero aún no logró consensos para cerrarlo.


SUSCRIBITE A NOTICIAS DIARIAS
Todos los días un correo con las noticias más importantes del día.

Comentarios


Neuquén no consigue cerrar el acuerdo con los bonistas y volvió a extender la oferta