Piden en Bariloche extender la emergencia contra la violencia de género

Organizaciones y gremios solicitaron a los concejales que prorroguen una vez más la ordenanza del 2012 para atender la problemática.

En la esquina de Moreno y Palacios, un paredón destinado a reflejar acciones contra la violencia hacia las mujeres. Foto: Alfredo Leiva

En la esquina de Moreno y Palacios, un paredón destinado a reflejar acciones contra la violencia hacia las mujeres. Foto: Alfredo Leiva

Bariloche es una de las ciudades pioneras en definir el estado de emergencia en violencia contras las mujeres, una condición que rige desde 2012 y que sucesivamente se prorrogó. Por eso las organizaciones y sindicatos volvieron a poner el tema en la agencia legislativa de la ciudad al pedir que se extienda la ordenanza que vence el 31 de diciembre.

Un reciente caso de extrema gravedad, que surgió en las últimas semanas, ante la denuncia de una mujer que relató haber sido víctima de violencia y abusos, mientras estuvo privada de su libertad durante dos días por parte de un desconocido, volvió a poner el foco en la ciudad a la violencia contra las mujeres que no cesa.

En Argentina una mujer es asesinada cada 26 horas y en lo que va del año se produjeron 220 femicidios, mientras que en Bariloche las situaciones de violencia hacia las mujeres se acrecientan, según datos de la Comisaría de la Familia local.

Este contexto general y particular de Bariloche fue tenido en cuenta por las organizaciones para pedir la prórroga de la ordenanza, justo al conmemorarse esta semana el Día de la no violencia hacia las mujeres.

Desde 2012 la ordenanza se prorrogó cada dos años, por eso fue extendida en 2014, 2016 y 2018, la última norma vigente hasta el 31 de diciembre de este año.

En paralelo, también volvieron a pedir que los concejales soliciten la emergencia a nivel provincial, un reclamo al que el Gobierno de Arabela Carreras no responde, a pesar de la insistencia de los grupos que trabajan con mujeres.

“Desde las organizaciones observamos que existen situaciones recurrentes de violencia contra las mujeres ante la limitada respuesta del Estado y los distintos ámbitos del mismo”, señalaron en los fundamentos del pedido a los concejales desde la Campaña por la Emergencia en violencia contra las Mujeres, la Comisión por Encuentro Nacional de Mujeres de Bariloche y diversos gremios que acompañan la solicitud.

El pedido refiere a esta prórroga de la emergencia “hasta tanto se efectivice la prevención, asistencia y contención de la víctima, se implementen políticas de prevención en todos los barrios, se refuercen los dispositivos vigentes y se otorgue mas presupuesto para poder abordar dicha temática”.

Para este colectivo de organizaciones el objetivo de la ordenanza original sancionada en 2012 no se cumplió y se continúa con el reclamo de normativas y políticas públicas para abordar la problemática y garantizar los derechos de las mujeres.

Recordaron además que actualmente hay tres dispositivos en Bariloche como las casas Amulén y Betania, que dependen del municipio, y la Casa Refugio Provincial, además de la tarea de diversas instituciones estatales. Pero consideran las organizaciones que “no es suficiente para cubrir la demanda”.

La ordenanza establece que la municipalidad puede disponer de partidas presupuestarias específicas para afrontar esta emergencia para la prevención de los hechos de violencia hacia las mujeres y el tratamiento, atención psicológica, legal y social/económica a las víctimas.

También señala que se deben garantizar herramientas, medidas y recursos básicos y vitales mediante aportes económicos de acuerdo a la situación particular de cada mujer.

La norma que aún está vigente indicaba además que la municipalidad debía realizar campañas de difusión para la prevención, concientización e identificación de la violencia contra las mujeres, y crear una línea gratuita con un 0-800.

Cabe recordar que el gobierno de Gustavo Gennuso desarticuló la Línea 102 que estaba destinada a la violencia de género y Bariloche adhirió a la línea gratuita nacional 144 donde se reciben consultas y se ofrece asesoramiento ante casos de violencia.


Un simbólico banco rojo


Este viernes la Asociación Civil Comunitaria Bariloche inaugurará el primer banco rojo en el espacio público de la plaza de la Catedral, como parte de un proyecto de disminución de la violencia de género y el femicidio que nació en Italia.

En el lugar de emplazamiento del banco rojo ocurrió el femicidio de Valeria Coppa el verano de 2019.


SUSCRIBITE A NOTICIAS DIARIAS
Todos los días un correo con las noticias más importantes del día.

Comentarios


Piden en Bariloche extender la emergencia contra la violencia de género