Policía niega irrupción violenta, la escuela insiste

El jefe de la Regional Quinta dijo que los uniformados ingresaron sólo hasta el hall del CEM 147 del Anai Mapu. El director de la escuela negó la versión, con respaldo de Mango.



#

Laura Frank

CIPOLLETTI (AC).- El episodio de violencia policial denunciado desde el CEM 147 generó versiones contrapuestas. Mientras que desde la Policía se negó que los uniformados hayan ingresado intempestivamente al colegio para requisar a los alumnos, el director de la escuela reafirmó lo denunciado y dijo que estuvieron “al borde de una masacre”.

En el barrio Anai Mapu la comunidad del colegio vespertino sigue consternada por lo que sucedió el miércoles. El ingreso de un grupo de policías de la Subcomisaría 81ª que supuestamente perseguía a un joven armado terminó con una situación que la Justicia deberá esclarecer.

Ayer el comisario inspector Néstor Bobadilla, quien dirige la Regional Quinta, se refirió al episodio y explicó que los efectivos concurrieron al colegio porque una vecina del barrio les había advertido que un menor de edad, aparentemente armado, había ingresado allí. El jefe policial señaló que en el hall de entrada del establecimiento no se les permitió a los agentes acceder al resto de las instalaciones y agregó que por ese motivo decidieron regresar a la subcomisaría.

Erwin Parra, director del CEM 147, desmintió la versión policial y reafirmó lo denunciado. “Ingresaron al colegio sin anunciarse, no pidieron hablar con el responsable de la escuela y pretendieron requisar e interrogar a los estudiantes”, aseguró, y afirmó que los policías que participaron del operativo en todo momento se mostraron en posición de desenfundar sus armas reglamentarias.

Por otro lado Parra cargó contra los funcionarios judiciales que, en las últimas horas, ordenaron el inicio de actuaciones por “encubrimiento” contra los profesores que discutieron con los policías cuando ocurrió el incidente. “Es increíble que se inicien acciones por encubrimiento contra los docentes. La policía entró en forma violenta, apretaron a los estudiantes y no se fijaron si había menores. Supongamos que se hubiese escondido un menor en la escuela: hoy estaríamos hablando de otras cosa, de un desastre. Estuvimos al borde de una masacre. No puede ser que desde que se creó la Subcomisaría ya tuvimos dos hechos graves, primero el caso de Ulises (el joven que recibió un balazo de goma en un ojo) y ahora este ataque al colegio”, dijo Parra.

El jueves, tras una reunión que se realizó para analizar el hecho, la multisectorial del Anai Mapu decidió que el próximo martes dará una conferencia de prensa en el Consejo de Educación y que el jueves, en la sesión del Deliberante, pedirán a los concejales y al intendente, Abel Baratti, que se expidan sobre el caso.

Una tumbera

Ayer en la mañana, en tanto, se efectuó un allanamiento en una vivienda de la calle El Bolsón, donde residiría el menor que la policía afirma que ingresó armado al colegio. En el lugar se secuestró una escopeta tipo tumbera y algunas prendas que serían similares a las que vestía el menor señalado por la vecina.

El director del CEM 147, Erwin Parra, ratificó la denuncia en fiscalía y criticó que se pretenda imputar a los docentes por encubrimiento.

VIDEO | La palabra de Erwin Parra, Director del CEM 147


Comentarios


Policía niega irrupción violenta, la escuela insiste