Desarrollo Social, el área gris de la transición entre Omar Gutiérrez y Rolando Figueroa

Los equipos del gobernador electo todavía no accedieron a informes de ese ministerio y están a la expectativa de lo que ocurra con la causa por la estafa con planes sociales. Los pases a planta, otra área ríspida del traspaso hacia el 10 de diciembre.

«Separar», «reasignar funciones» y «darle otra mirada» es lo que anticipó que trae entre manos el gobernador electo Rolando Figueroa para el ministerio de Desarrollo Social, una de las áreas más numerosas y cuestionadas de la administración pública provincial. La cartera que se ocupa de la asistencia de los sectores más vulnerables de la población todavía no fue alcanzada por la transición formal que están realizando sus equipos con los de Omar Gutiérrez, en buena medida para esperar qué sucede con la investigación de la estafa con planes sociales que reactivó en estos días la fiscalía.

Según indicó el representante de Figueroa, Juan Luis «Pepé» Ousset, las comisiones ya tuvieron encuentros con la ministra de Salud, Andrea Peve, con el de Gobierno y Educación, Osvaldo Llancafilo y con el de Economía, Guillermo Pons, además de reuniones habituales con el jefe de Gabinete, Sebastián González.

«Nos han ido entregando informes parciales que luego la jefatura de Gabinete los va a ir reuniendo para entregar el informe final», explicó el actual asesor del gobernador. Dijo que la información que están solicitando es de infraestructura, presupuestaria, de contratos vigentes y la planta de personal.

Señaló que aún no se reunieron con nadie de Desarrollo Social y que el orden para los encuentros los va asignando el Ejecutivo. La cartera hoy está al mando de Germán Chapino, el exdiputado que asumió en pleno escándalo para reemplazar a Abel Di Luca y había prometido un cambio en la forma de administrar los subsidios e incluso una auditoría interna sobre lo que había sucedido. Nunca se conoció si realmente se hizo y el funcionario no respondió ayer un pedido de Diario RÍO NEGRO para dialogar.

Figueroa aseguró que ese ministerio hoy tiene unos 5.000 empleados y anticipó que quiere hacer cambios de fondo en la estructura. Cuando se presentó el presupuesto de este año, se le había reconocido una planta de casi 4.400 trabajadores, de los cuales más de 1.000 eran temporarios. Ningún otro ministerio tiene una cifra similar en estas condiciones: en Salud, donde es habitual la contratación de «eventuales» para cubrir funciones temporarias en hospitales, ese número es de 660 dentro de un universo de 10.500 en planta estable.

Ousset afirmó que el gobernador electo «está muy enfocado en eso» y que es probable que ese tema quede para el final, también para seguir el avance de lo que suceda con la causa por la estafa con planes sociales que involucra al organismo.

Por su parte, el jefe de Gabinete explicó que las reuniones que se están haciendo hasta el momento son «de inducción», principalmente en áreas que son prioritarias como educación y salud, y anticipó que el informe final de transición se presentará a mediados del mes que viene.

«Lo que se busca es que, cuando lo reciban, tengan el grueso de la información que necesitan, más allá de cuestiones que se puedan agregar después», añadió. Según González, las reuniones por ministerios seguirán «secuencialmente» hasta agosto e incluso podrán continuar más allá de esa fecha, hasta que sea el cambio de gobierno en diciembre.

Uno de los próximos pasos que darán ambas comisiones estará vinculado a la elaboración del presupuesto. A fines de octubre, le corresponde al Ejecutivo presentar en la Legislatura la proyección de ingresos y gastos del 2024, pero González adelantó que se le consultará a la gestión entrante, que es la que en definitiva lo tendrá que ejecutar, «si van a hacer pedidos para incorporar o van a querer que lo elabore directamente el gobierno».

Estafa con planes sociales: ¿nuevas pistas y nuevos procesados?


La investigación por la millonaria estafa con planes sociales del ministerio de Desarrollo Social dio algunos pasos novedosos en los últimos días. Con la declaración de cuatro imputados «arrepentidos», la fiscalía hizo allanamientos que derivaron en la detención de Ricardo Soiza, exdirector de Planes Sociales, y otros dos exfuncionarios del área: Néstor Pablo Sanz y Marcos Osuna. A todos se les impuso prisión preventiva por cuatro meses.

Los hechos ocurrieron justo en la víspera de que recibiera su diploma el gobernador electo, Rolando Figueroa, muy crítico del accionar de la justicia durante la campaña.

«El mayor robo institucional que ha tenido la historia», lo definió el viernes y vaticinó que «ahora se inicia un proceso judicial distinto». «Dijimos que para que la verdad se sepa debíamos ganar la elección y no nos equivocamos», sostuvo en la conferencia de prensa que improvisó tras el acto.

La fiscalía de Pablo Vignaroli ya había anticipado que «prevé ampliar la formulación de cargos original, incorporado a nuevos imputados e imputadas al caso». En su momento, se indicó que se habían detectado maniobras con la emisión de cheques, aunque también resta ver si la declaración de estos «arrepentidos» conducirá a nuevas pistas.

También si se escalará en el organigrama del ministerio. Según dijo el exministro Abel Di Luca, por encima de Soiza actuaban Luciano Palma y Tomás Siegenthaler.

Pases a planta: para el gobierno ya «se zanjó» el debate


El pase a planta permanente y la recategorización de agentes de la administración pública provincial es ahora uno de los principales focos del gobierno electo para el proceso de transición.

Saldada, en cierta medida, la preocupación por la situación financiera a partir de la liberación del dinero del fondo anticíclico para afrontar futuros vencimientos de deuda, los equipos de Rolando Figueroa ahora tienen la mira puesta en la planta de personal.

El mandatario electo anticipó que allí es donde tiene con Omar Gutiérrez «la máxima diferencia» y dijo que pedirá que se revisen las normas que han promovido los pases.

El gobernador en ejercicio firmó el 26 de enero el decreto 206 que dispuso el encasillamiento provisorio inicial de centenares de agentes dentro del convenio colectivo de trabajo general, el de Salud, Termas, Desarrollo Social, la Optic, el IPVU, Turismo, la Secretaría de Ambiente y el Copade, entre otros organismos de la provincia.

Desarrollo Social quedó envuelto en conflictos tras la elección y la estafa con planes sociales. Foto: archivo Matías Subat.

El 24 de mayo se publicó el 983 que los confirmó como encasillamientos definitivos, una vez pasada la instancia de impugnaciones, con retroactividad al 1 de enero.

Lo que planteó Figueroa la semana pasada es que «hay que analizar determinadas designaciones, sobre todo de personas que formaban parte de la planta política, no iban a trabajar y ahora son premiados con una planta permanente».

Ayer, el ministro jefe de Gabinete, Sebastián González, indicó a Diario RÍO NEGRO que el último lote de trabajadores que había quedado a la expectativa de pasar a la planta permanente tras la elección del 16 de abril, y que incluía a unas 200 personas, finalmente no fue efectivizado. Dijo que se limitó a una decisión del gobierno, pese a que tras la derrota del MPN se había asegurado que el proceso iba a continuar «como estaba planteado».

Sobre los que sí ingresaron en el encasillamiento que se hizo definitivo en mayo, aseguró que es una cuestión que «se charló», que explicaron a los equipos de transición «cuáles habían sido los pasos legales y se zanjó».

Sin embargo, el representante del gobierno electo, Juan Luis «Pepé» Ousset, aclaró ayer que aún siguen trabajando en el tema. «Hemos podido recolectar documentación de los expedientes y nos han planteado que todo está anclado a los convenios colectivos de trabajo, pero aún no se ha profundizado respecto a que hayan cumplimentado los requisitos», aclaró.

Nueva cumbre Gutiérrez-Figueroa, tras la elección en la comarca


El gobernador Omar Gutiérrez y su par electo Rolando Figueroa mantienen diálogo periódico, pero volverán a reunirse formalmente con sus equipos de transición en las próximas semanas.

Si bien se había anticipado que sería después del acto de proclamación de autoridades, ayer desde el Ejecutivo se indicó que ambos mandatarios están «abocados a lo electoral» y que, posiblemente, fijen fecha para una nueva reunión cuando hayan pasado las elecciones en Plaza Huincul y Cutral Co, previstas para el 23 de julio.

Figueroa tiene un particular interés en ambos comicios, dado que juega con candidatos propios para desbancar a los actuales oficialismos. El MPN, en cambio, solo competirá con postulante en Huincul, en donde el actual intendente Gustavo Suárez intentará quedarse con la reelección.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios