Entrevista con Poseidótica: rock para un viaje mental

El cuarteto instrumental vuelve al Alto Valle para dos conciertos, el viernes en Neuquén y el sábado en Roca. Hablamos con su baterista, Walter Broide, quien nos contó en qué anda la banda, cómo serán los shows y por qué decidieron volver al casete.



1
#

En escena, durante el show en Niceto, a fines del año pasado, que quedó registrado en el vivo “Pascuas profanas”, editado en mayo.

Poseidótica viaja hasta el Alto Valle para llevarte de viaje a vos. Condición necesaria: la cabeza bien abierta. Opcional: los ojos cerrados. El cuarteto instrumental, progresivo, experimental, hard rocker que entra y sale de la aridez stoner estará este fin de semana en la región para dos shows intensos y flasheros, según anticipó el baterista Walter Broide del otro lado del teléfono.

Este viernes se presentarán en Neuquén por segunda vez en poco más de un año y el sábado, en Roca por primera vez (ver aparte). Como anticipo, llamamos al ex Natas.

P- ¿En qué anda Poseidótica?

R- Andamos en varias cosas. Construimos un lugar que llamamos “Poseidón”, donde ensayamos, grabamos. Hicimos muchos conciertos, proyectamos el Festival Viaje de Agua Vol. III, que este año se hará en octubre. Trabajamos un montón en cosas extramusicales. En lo musical seguimos trabajando en el nuevo disco buscando nuevas sensaciones y nuevos conceptos que ya por suerte se está cristalizando.

P- ¿Cómo aparece lo extramusical en la banda?

R- Somos un grupo de amigos y de gente que viene trabajando desde hace muchos años y logramos conformar un grupo creativo y productor. Abrimos el juego a muchos otros sonidos, nosotros mismos no tenemos un estilo definido, tenemos la mente bien abierta en todo sentido. Nos preocupa la calidad y disfrutar del camino y no especular tanto con los resultados. Nosotros somos autogestivos, somos nuestra propia agencia de booking, nuestra propia empresa de producción de eventos: dónde y cuándo tocamos, la logística y demás.

A cara lavada. Rodríguez, Miceli, Rúa y Broide.

P- ¿Están descubriendo cosas en esta expansión?

R- Sin dudas que sí. Es todo como una gran cosa. Sentimos que todo esto que hacemos, no sólo la música, componen el universo Poseidótica.

P- Decías que trabajan en un nuevo disco, ¿en qué instancia están?

R- Estamos muy avanzados. Nos tomamos mucho tiempo entre disco y disco porque nos parece importante que aparezca el concepto musical. No sacamos discos sólo por sacarlos, no es nuestra filosofía. Estamos de la mitad para adelante.

P- Teniendo en cuenta que están en medio de un nuevo trabajo, ¿qué tipo de show vamos a ver?

R- Vamos a presentar buena parte de nuestro último trabajo que es un disco en vivo y se llama “Pascuas profanas”. También lo sacamos en formato casete que suena muy bien. También vamos a tocar temas de los discos anteriores y algunas cosas nuevas quizás. Será un show volador y muy intenso. Van a ver a la banda en un muy buen momento.

P- La novedad, aunque y no lo es tanto, es sacar un disco nuevo en vinilo, pero ¿qué recepción tuvo el casete? No es fácil reproducirlo!

R- El 80 por ciento de la gente que compró el casete no tiene para escucharlo, pero lo quería tener igual. Yo, que soy un jovatín de la época del casete, sí tengo para escucharlo (risas) y lo disfruto. En cambio, nunca me enganché con el vinilo, no tengo bandeja en casa. Vengo arrastrando un doble casetera desde hace muchos años y tengo muchos casetes. Es una linda experiencia, se escucha bien y tiene esa cosa que te lleva a lindos momentos. Tiene esa cosa de cuando uno era pendejo y grababa la música de la radio.

P- ¿Se recupera un sonido particular con el casete como pasa con el vinilo, después de todos estos años de músico compacta y digital?

R- Seguro que sí porque tiene una situación física que es el ancho de banda donde todo se comprime de un modo particular. Nosotros hicimos unos masters espciales para el casete de modo que realmente tenga un sentido escucharlo en ese formato. Y la respuesta de los que sí tienen casetera (risas) fue muy buena.

P- Llegás a una banda son cantante como Poseidótica desde Los Natas, que era una banda que sí lo tenía y que además tenía letras muy bien logradas. ¿Sentiste un cambio desde tu lugar de baterista?

R- Sí, la verdad que sí. Con Los Natas también hacíamos muchos temas instrumentales, pero realmente es distinto. Poseidótica plantea un juego más matemático, más trabajado, más arreglado. Los Natas, en cambio, era más visceral. Para los que nos gusta escuchar la música con los ojos cerrados, Poseidótica propone una experiencia interactiva.

P- Las letras suelen ser un anclaje fuerte sobre el concepto que quiere transmitir una banda. Cuando no está esa letra, ¿cómo se construye esa idea?

R- Nosotros tocamos algo y pum! aparece algo que muchas veces queda ahí dormido, pero vuelve a aparecer en otro ensayo. Entonces, esa reaparición te indica alg, te da una pista. Lo que sigue es una elaboración mental. Por ejemplo, “El dilema de las máquinas” es el primer tema que salió del disco anterior. Estábamos tocando un loop junto con el bajista y sonaba medio mecánico pero con órganos, medio raro. Ahí empezamos a flashear con una simbiosis entre la persona y la máquina, un robot con órganos. Ese mismo descubrimiento nos llevó a terminar el disco, desarrollar el arte, plantear los shows. Todo eso que salió de una zapada terminó siendo el hilo conductor del disco.

P- La letra suele ser un atajo para el oyente y donde no hay letra hay que abrir mentes, oídos…

R- Lo interesante de esta experiencia sensorial que proponemos es que cada uno flashea diferente o no.

P- ¿Cómo definirías el sonido de la banda?

R- Nosotros le llamamos rock expansivo. La verdad es que tenemos un gusto musical muy amplio. Pero cada cosa que tocamos lo hacemos al estilo Poseidótica.

P- ¿Qué le podés decir a la gente que no conoce a la banda?

R- Que van a vivir un show sensorial y musical muy intenso y que van a poder flashear y volar.

P- Habrá que ir abiertos.

R- Si no los vamos a abrir nosotros! (risas)

Lo que tenés que saber

En Neuquén

Día y hora: viernes 3 a las 23

Lugar: Pirkas (Santiago del Estero 883)

Bandas invitadas: Trastornos Generales y Rinconada

Entradas: Todomusica (Av. Argentina 261) y Polsku Cervecería (Linares 137). Promo especial Polsku entrada + CD de Trastornos Generales, “SISIFO” = $300

En Roca

Día y hora: sábado 4 a las 22

Lugar: Distrito CC (Av. Roca 502)

Bandas invitadas: Atavismos (Roca) y Rinconada (Neuquén)

Entradas: $200 anticipadas en boletería de Distrito CC. y a través de www.alpogo.com. $300 en puerta

El cuarteto instrumental vuelve al Alto Valle para dos conciertos, el viernes en Neuquén y el sábado en Roca. Hablamos con su baterista, Walter Broide, quien nos contó en qué anda la banda, cómo serán los conciertos y por qué decidieron volver al casete.


Temas

Música

Comentarios


Entrevista con Poseidótica: rock para un viaje mental