Preocupa la cantidad de pozos sin conectar en Vaca Muerta

El titular de Petroleros Privados, Guillermo Pereyra, analizó el nuevo fenómeno. Advirtió que impacta en el empleo y en las regalías que deben percibir las provincias.





El dirigente advirtió que las inversiones cayeron un 40% en los últimos meses.

El dirigente advirtió que las inversiones cayeron un 40% en los últimos meses.

El secretario general del sindicato de Petroleros Privados de Río Negro, Neuquén y La Pampa, Guillermo Pereyra, se manifestó preocupado a raíz de la cantidad de nuevos pozos que se realizaron en Vaca Muerta en este año pero que no han sido conectados.

El nuevo fenómeno fue dado a conocer por Energía On la semana pasada cuando se detalló que en la formación son casi un centenar los pozos que fueron perforados pero a la fecha no han sido puestos en producción, ya sea porque está listos pero aguardan el momento oportuno del mercado o bien porque no están fracturados aún y aguardan ya sea la terminación de instalaciones para su tratamiento o bien una mejor señal de precios.

En ese sentido Pereyra indicó que “hay casi 94 ó 95 pozos que están inactivos, no se han puesto en producción. Y esto reduce los ingresos a la provincia también, así que estamos muy preocupados todos porque no se sabe qué es lo que va a pasar”.

El dirigente petrolero y candidato a renovar su banca en el Senado por el MPN explicó en declaraciones radiales que el viernes pasado presentó un proyecto de Ley para el blindaje de Vaca Muerta que apunta entre otros puntos a evitar este tipo de situaciones.

“Todos vemos que los candidatos nacionales a presidente y vicepresidente todavía no han expuesto, no han dicho qué van a hacer con el tema energético, y esto nos tiene muy preocupados porque la situación es delicada”, aseguró Pereyra. Y agregó que cree que “no se ha tomado la dimensión con la que se debe tomar de este problema que está afectando a los argentinos y principalmente a los neuquinos”.

El dirigente del gremio de peso en el sector remarcó que se refiere a las intervenciones en el mercado y en el control de capitales y enfatizó que “estas cosas le hacen mucho mal a la actividad y a los argentinos, a las inversiones que prácticamente se han reducido en un 40% con todos los problemas que tenemos”.

Hay casi 94 ó 95 pozos que están inactivos, que no se han puesto en producción. Y esto reduce los ingresos a la provincia”.

Guillermo Pereyra, titular Petroleros Privados.

Y señaló que a la fecha “ya han parado 10 u 11 equipos” en la cuenca, la mayoría centrados en la formación no convencional.

El proyecto de ley para proteger el desarrollo y las inversiones en Vaca Muerta no tendrá un tratamiento ni rápido ni sencillo, dado que mientras se calcula que podría demandar más de cinco meses para su definición, también deberá armonizarse con otras iniciativas similares que se han esbozado desde las empresas y también desde el Frente de Todos.

Mientras este proceso avanza la mayoría de las empresas está cerrando en estos días sus programas de inversión para el año que viene, que se estima que serán menores que los de 2019.


Comentarios


Preocupa la cantidad de pozos sin conectar en Vaca Muerta