Reclaman que el gobierno garantice los empleos

Las obreras de Textil Neuquén realizaron una atípica protesta en Casa de Gobierno, donde llevaron máquinas de coser y confeccionaron prendas para donar.



#

Las trabajadoras realizaron delantales y sábanas para el Castro Rendón. Volverán mañana. (Foto: mauro perez )

Las 35 trabajadoras de Textil Neuquén se trasladaron ayer a las puertas de la Casa de Gobierno donde realizaron una llamativa protesta que incluyó sus propias máquinas de coser.

Exigieron al ejecutivo provincial que garantice sus puestos de trabajo y estuvieron durante toda la mañana produciendo pecheras infantiles, delantales, sábanas y almohadones que luego fueron donados al hospital Castro Rendón y una sala preescolar. Anticiparon a su vez que mañana se movilizarán hoy.

Esta vez, no fue un reclamo de los estatales, ni un grupo de policías en busca de la sindicalización, ni los corrales con chanchos de los productores de China Muerta. En la mañana de ayer la esquina de Rioja y Roca amaneció entre carretes de hilo y retazos de tela. Las trabajadoras reclaman desde el 31 de enero por el cierre de la fabrica que se aloja en el Parque Industrial de Neuquén.

“Hace 15 días que estamos permaneciendo en la fábrica y hoy las obreras textiles decidimos apostarnos en las puertas de la casa de gobierno, no sólo para demostrarle al gobernador Omar Gutiérrez lo que sabemos hacer, si no que lo que queremos es que nos devuelvan nuestras fuentes de trabajo”, manifestó ante los medios Marina Catilao, delegada de las trabajadoras.

La vocera explicó que “lo que vamos a hacer son sabanitas para el hospital Castro Rendón, vamos a hacer pecheritas, mantelitos y bolsitas para el jardín de Parque Industrial, para devolverle a la comunidad tanto de Neuquén como de Centenario el apoyo que nos han brindado en los últimos 15 días”.

Catilao explicó que mediante el fondo de huelga que han comenzado la semana pasada han apelado a una gran solidaridad y que en dos días pudieron recaudar dinero suficiente para repartir entre todas las obreras, con el aporte de la comunidad y de los gremios que se han solidarizado con su reclamo.

“La verdad que es impresionante el apoyo que hemos tenido. El miércoles pasado nos dividimos 100.000 pesos entre las 35 trabajadoras, por eso nos parece una burla lo que nos dijo el ministro José Brillo –quien ofreció un subsidio de 3.000 pesos–, porque nosotras en menos de una semana pudimos dividirnos 3.000 pesos para cada trabajadora, creemos que la semana que viene va a ser igual, entonces lo que menos nos interesa son los subsidios”, manifestó.

Siguen las protestas

Hoy a partir de las 10 se concentrarán en las puertas de la empresa y se movilizarán por la ruta 7 hacia casa de gobierno en una caravana de automóviles.

Luego marcharán a pie hasta la subsecretaría de Trabajo de Mendoza al 450, donde se reunirían con el titular del área, Ernesto Seguel.

Más allá de su situación particular tras el cierre de la empresa, las trabajadores reclaman que haya una continuidad en las fuentes laborales de la textil.

La expectativa de las obreras está puesta en que el gobierno recupere las máquinas prendadas por Iadep para que pueda volver a ponerse en marcha la fábrica de indumentaria, que desde hace 15 días está vacía en su predio del Parque Industrial.

El número

“El Iadep ha sido un agujero negro durante todos estos años, denunciado por estafas millonarias de muchos empresarios”,

señaló el diputado del FIT y dirigente ceramista Raúl Godoy.

Datos

$ 100.000
consiguieron las trabajadoras en el fondo de huelga para poder subsistir sin el ingreso de un salario.
“El Iadep ha sido un agujero negro durante todos estos años, denunciado por estafas millonarias de muchos empresarios”,

Comentarios


Reclaman que el gobierno garantice los empleos