Regina apuesta a tener en la barda su parque eólico

Por ahora están en etapa de estudios y mediciones, pero la ciudad pretende que la inversión finalmente desembarque aquí. Podría ser el segundo parque eólico de Río Negro.




El parque eólico de Pomona genera energía limpia desde el año pasado.

El parque eólico de Pomona genera energía limpia desde el año pasado.

En principio se planteó como una propuesta informal, pero abrió las puertas para un proyecto que interesa al municipio de Villa Regina y que se evalúa como muy positivo porque puede generar fuentes de trabajo e ingresos para la comuna por regalías.

Se trata del parque de generación de energía eólica que la empresa Genneia avisora construir en Villa Regina, Río Negro, en los próximos años para producir electricidad, que se inyectará al sistema interconectado nacional.

La propuesta se presentó en los últimos días de diciembre en una reunión entre un representante de la empresa dedicada a la generación de energías con los concejales reginenses y referentes del Parque Temático de Energías Renovables y Alimentación, que construyeron la Universidad Nacional del Comahue (UNCo) y la Universidad Nacional de Río Negro (UNRN) en esta ciudad.

En ese encuentro, el representante de la empresa planteó la posibilidad de hacer un estudio de sobre la calidad de los vientos que se registran en la zona de bardas al norte de la ciudad y, a partir de los resultados que obtenga, evaluar a futuro la construcción de un parque de generación de energía eólica para replicar el que ya está en funcionamiento en Pomona, el cual, precisamente, construyó la empresa Genneia.

La iniciativa captó el interés de los concejales que ya evalúan la posibilidad de ceder un espacio dentro de las 4.500 hectáreas que el municipio posee en la zona de bardas al norte de Villa Regina para instalar allí una antena de medición de vientos.

En números

4.500
hectáreas posee el Municipio de Regina en la zona de bardas. Ahí cederán un terreno.

La idea ya fue trasladada al intendente, Marcelo Orazi, que ve muy positiva la posibilidad de una futura instalación de un parque para la generación de energía eólica.

“Es una idea muy interesante para el municipio por lo que puede generar a futuro; está en manos de los concejales el evaluar la iniciativa y ver cómo se puede avanzar con este proyecto”, dijo el intendente reginense.

La evaluación no pasa solo por autorizar un espacio dentro de las tierras municipales en la barda norte, sino también por la posibilidad de ofrecer alternativas a la empresa en las que el municipio termine asociado al proyecto, y, como consecuencia, pueda obtener beneficios por la coparticipación de regalías y también la alternativa de participar en la comercialización de la electricidad que se llegue a generar.

La inmensidad de la barda podría ser el ámbito ideal para generar energías limpias.

El jefe comunal remarcó que se debe analizar la factibilidad de desarrollar la iniciativa, aunque descontó el interés por parte del municipio, que estaría dispuesto a ceder un espacio dentro de las 4.500 hectáreas que son propiedad de la comuna sobre la barda al norte de la ciudad, para instalar en principio una antena de medición de vientos, que a lo largo de todo un año permita registrar la velocidad y frecuencia de las corrientes de aire.

“Es una alternativa muy potable”, dijo. Por ahora es una propuesta informal. Se espera que la empresa Genneia presente por escrito el detalle del plan.

De todos modos, el intendente reginense dio instrucciones al titular de la dirección de Medio Ambiente de la comuna para que se ponga en contacto con la empresa a los efectos de comenzar a avanzar en los detalles finos de la propuesta.

Entre otros aspectos, no solo se debe contar con un parámetro sobre la regularidad de los vientos en la zona de bardas, sino también con un estudio sobre el impacto ambiental en el área que provocaría la instalación de aerogeneradores, y a su vez la posibilidad de inyectar la energía que se produzca a la red eléctrica nacional para su distribución.

“La idea es más que interesante para Regina, por un lado por la generación de fuentes de trabajo y por la posibilidad de producir regalías para el municipio por inyectar energía a la red. Por eso la intención es sobre la barda norte, porque en ese sector ya se cuenta con líneas eléctricas”, explicó el intendente.

“Ojalá ese sea el lugar apto para avanzar con una evaluación más profunda del proyecto”, apuntó finalmente Orazi.

“Hay un interés sobre la zona sur del país”

“En las charlas que mantuvimos con la gente de Genneia, lo que nos plantearon es que actualmente las líneas eléctricas de la zona norte del país están saturadas, por lo que existe un gran interés en la región sur del país, donde todavía existen posibilidad de generar y transportar energía”, comentó Hugo Curzel, director de Medio Ambiente del municipio reginense.

Curzel es además docente de la Universidad Nacional del Comahue (UNCo) y uno de los impulsores del Parque Temático de Energías Renovables y Alimentación instalados en esta ciudad.

En números

6
parques de energía eólica tiene en el país la empresa Genneia y otros seis se construyen.

El funcionario estimó que el municipio debe avanzar con una propuesta hacia la empresa Genneia, con el objetivo de viabilizar la posible construcción del parque eólico, el segundo que se montaría en la provincia de Río Negro.

En febrero cuando el Concejo Deliberante abra el período de sesiones ordinarias, tendrá que ponerse en contacto con la gente de la empresa. Lo importante es que hay una puerta abierta y creo que en el futuro se puede tener alguna novedad”, sostuvo Curzel en diálogo con este medio.

Ojalá sea el lugar apto para posteriormente avanzar con una evaluación más profunda del proyecto”.

Marcelo Orazi, intendente de Villa Regina.

El director de Medio Ambiente del municipio reginense destacó, por otra parte, que el representante de Genneia ya hizo algunos adelantos a la comuna en cuanto a las posibilidades para el aprovechamiento de los vientos en la región, al señalar que en esta región se podrían instalar aerogeneradores similares a los montados en Pomona que se accionan a partir de corrientes de aire de 15 kilómetros por hora para producir energía.

“Hoy está en claro que cada vez se necesita una mayor cantidad de energía, y que el aprovechamiento de los recursos renovables, como el viento o la radiación solar, son ejes de producción energética que tienen mayor crecimiento”, indicó el funcionario. Y agregó que “para nuestra ciudad es una oportunidad que se debe buscar de aprovechar”.


SUSCRIBITE AL NEWSLETTER ENERGÍAON
Todos los martes a las 8 con información de la industria energética.

Comentarios


Regina apuesta a tener en la barda su parque eólico