El puente de Paso Córdoba bajo la lupa: ¿resiste tantos camiones con arena?

Vialidad Rionegrina prevé una inspección "en profundidad" sobre la estructura, que en pocos días cumple 52 años. También construirán un puesto para controlar pesos y dimensiones.





El puente de Paso Córdoba vibra. Las juntas de esa mole erigida sobre el río Negro sufren cada vez que pasa un vehículo pesado. Y en tiempos de auge del mercado de las arenas para la industria de Vaca Muerta, el impacto se multiplicó. Desde el gobierno provincial admiten las falencias en las uniones de cada tramo, pero aseguran que no hay riesgos estructurales. Sin embargo, las certezas no son absolutas y por eso se decidió encargar un estudio en profundidad sobre el estado de la obra, que a fin de mes cumplirá 52 años desde su inauguración.

La inspección detallada será simultánea a los trabajos de mejoramiento de la Ruta Provincial 6, que contemplan una intervención sobre el puente para renovar el área de circulación y los laterales.

Según adelantaron fuentes del Ministerio de Economía, ese proyecto se licitará en febrero, con expectativas de poner en marcha maquinarias y operarios en la segunda mitad de año.

La novedad -informada por el titular de Vialidad Rionegrina, Raúl Grun- es que en el extremo sur del puente se instalará un puesto de control de pesos y dimensiones, similar al construido a la vera de la Ruta Provincial 2, antes del acceso a San Antonio Oeste.

“La idea es verificar a todos los camiones que vengan desde las canteras de la zona sur con destino al Alto Valle”, indicó el funcionario durante una entrevista con RÍO NEGRO.

Grun confirmó lo que muchos vecinos de Paso Córdoba y usuarios del Área Natural Protegida habían advertido a este diario durante las últimas semanas. A partir del rechazo público expresado por vecinos de la zona este del Alto Valle, los cargamentos de arena para fracturas dejaron de pasar con la intensidad que lo hacían a mediados del año pasado por el puente de Valle Azul, para volver a transitar por la Ruta 6.

Los pobladores de la zona ribereña que comentaron la situación mencionaron también que esos rodados estaban circulando principalmente en horario nocturno, para evitar contratiempos.

De todas maneras, trabajadores del puesto policial del sector indicaron ante RÍO NEGRO que el movimiento de los camiones batea era constante, durante todo el día.

El presidente de Vialidad Rionegrina dijo estar al tanto del paso frecuente de estos rodados por Paso Córdoba y señaló que por esa razón se decidió montar un puesto de control en el sector sur, aledaño a las instalaciones que tiene en esa zona la Policía caminera.

Ante la consulta sobre el estado actual del puente, el ingeniero afirmó que “no tiene problemas de estructura” y detalló que “se hacen inspecciones visuales periódicas” y “no surge nada raro”.

“Lo que sí sabemos es que las juntas las tenemos que reemplazar”, agregó el funcionario.

Este diario recorrió el lugar el jueves pasado, constatando que un tercio de las 16 juntas están en mal estado y que, dentro de ese grupo, tres de ellas tienen un deterioro significativo.

En una de las juntas hay una notable diferencia de altura. Las vibraciones se sienten desde el puesto de la Policía caminera. (Foto: Juan Thomes)

Grun informó que “cuando se haga la obra de las rutas 6 y 8, se va a intervenir el puente y ahí se va a hacer un estudio más profundo”, pero insistió en que “en principio, no hay alerta”.

El puente de Paso Córdoba empezó a construirse el 3 de mayo de 1965, aunque en octubre de 1964 el entonces presidente, Arturo Illia, estuvo en Roca para colocar la piedra fundamental.

La inauguración fue el 31 de enero de 1970, luego de una inversión de 330 millones de pesos de la moneda nacional, realizada por Vialidad Nacional tras contratar a la empresa Ing. Carlos A. Bacigaluppi S.A.

De norte a sur. Uno de los camiones regresando a la zona de canteras, el jueves 13 a la mañana. (Foto: Juan Thomes)

Paso obligado para los envíos desde tres canteras

Determinar en forma fehaciente el estado de “salud” del puente de Paso Córdoba es fundamental, porque será paso obligado para los 600 camiones diarios que recorrerán la región cuando estén en plena producción las tres canteras -operadas por YPF, NRG y Aluvional- que están en la margen sur y avanzan para abastecer a las empresas radicadas en Vaca Muerta.

El área de Minería de Río Negro definió que el circuito para la circulación de camiones está conformado por la Ruta Provincial 66, la Provincial 7 hasta Paso Córdoba, la Provincial 6 desde Paso Córdoba hasta la rotonda con la Ruta 22, y esta última para llegar hasta la zona de Añelo. En forma alternativa y ante emergencias, se autorizó la circulación los caminos rurales de Valle Azul y Chichinales, y de la Ruta 22 hacia la zona de Vaca Muerta.

Pasado y presente

534
metros de extensión tiene el puente, que reemplazó en 1970 a la antigua balsa sobre el río Negro.
16
juntas unen los tramos de pavimiento. Un tercio está en mal estado y tres de ellos con deteriores muy importantes.

600
camiones batea diarios se proyecta que cruzarán por Paso Córdoba cuando las canteras de la Región Sur trabajen a pleno.
30
toneladas de arena transporta cada camión que viaja hacia las locaciones de las empresas que abastecen a Vaca Muerta.

Las llaves para lograr el financiamiento

La “no objeción técnica” del Banco Interamericano de Desarrollo es el único paso que resta antes de la licitación del proyecto de renovación integral de las rutas provinciales 6 y 8.

En el gobierno rionegrino esperan esa luz verde para los próximos días, estimando para febrero la publicación de la convocatoria a empresas interesadas en llevar adelante los trabajos.

El plan técnico diseñado por Vialidad Rionegrina tuvo sus primeros pasos en el 2018.

El avance fue lento, pero semanas atrás tuvo impulso, en el marco de una reunión entre el ministro del Interior, “Wado” De Pedro, los senadores Alberto Weretilneck y Martín Doñate, y los diputados Agustín Domingo, Luis Di Giacomo y Pedro Dantas.

Ese encuentro fue horas antes de que los representantes de Juntos Somos Río Negro apoyaran en el Congreso el proyecto oficialista para los cambios en la ley que rige el impuesto a los Bienes Personales.

Por eso en la Unidad Provincial de Coordinación y Ejecución del Financiamiento Externo (UPCEFE) y en el Fondo Fiduciario provincial creen que ahora todas las puertas están destrabadas y los 28 millones de dólares necesarios para las obras llegarán a Río Negro.

La ciclovía paralela, a punto de empezar

El proyecto original de mejoramiento contemplaba, además de las obras sobre la traza principal, una ciclovía aledaña a la Ruta Provincial 6.

Esa iniciativa fue separada del plan integral, para ponerla en marcha antes, con fondos nacionales.

La licitación fue realizada el año pasado por el municipio de Roca, por un monto de $109.670.840.

Un informe del Ministerio de Obras Públicas de la Nación consigna que el 6 de abril del año pasado ya se ejecutó un pago relacionado con esta obra, luego de la protocolarizar el convenio marco el 1 de octubre del 2020 y hacer lo propio con el convenio específico, el 12 de febrero del año pasado.

Desde el municipio se informó a RÍO NEGRO que los trabajos para este proyecto -que se extiende desde la rotonda que une a las rutas 22 y 6 hasta el puente de Paso Córdoba- están a punto de empezar.

El último paso que dio la empresa Mocciola, ganadora de la licitación, fue tramitar un permiso de Vialidad Rionegrina, para llevar adelante las obras.


Comentarios

Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
El puente de Paso Córdoba bajo la lupa: ¿resiste tantos camiones con arena?