Reorganizar el PJ sin opacar a Cristina

El kirchnerismo apuesta a sus aliados de centroizquierda para copar el PJ. Duros con Duhalde.



#

Kirchner quiere obtener la jefatura del PJ.

Por ARNALDO PAGANETTI

BUENOS AIRES (ABA).- Salvo por la aceptación de "viejos rencores" que lo habrían llevado a realizar "a destiempo una jugada de largo plazo", en el gobierno siguen sin entender racionalmente "las pálidas" tiradas por el ex presidente Eduardo Duhalde, en un intento por "menoscabar" la gestión de Cristina Fernández de Kirchner.

A 48 horas del sorpresivo despliegue verbal de Duhalde por 4 radios, elogiando "el doble comando" y afirmando que Cristina "no está preparada" para gobernar, altas fuentes del oficialismo ratificaron que marcha "viento en popa" el desembarco de Néstor Kirchner en el Justicialismo y que "su gran desafío" es "reorganizar lo político y partidario sin opacar el protagonismo de las acciones ejecutivas" de la Presidenta en la actual segunda etapa del modelo K inaugurado el 25 de mayo de 2003.

"Los plazos se van dando de acuerdo con lo previsto", señaló un portavoz sobre el proceso para que Kirchner se haga cargo de la jefatura del PJ a mediados de año, tras la publicitada deserción del empresario Francisco de Narváez.

"¿Se bajó De Narváez? ¿Cuándo se subió?",preguntó con sorna hojeando los titulares de un matutino porteño.

Las broncas, mesuradas, de los "custodios" de la Presidenta, se concentraron en Duhalde y en la falta de capacidad de la oposición para crear "desde el liberalismo, una opción de poder".

"A Duhalde se le cayó la esperanza blanca (por Roberto Lavagna) y por eso procuró sin éxito meter una cuña en el peronismo proyectando a (Daniel) Scioli y (Mauricio) Macri. Desde un PJ moderno y con principios, insistiremos en nuestro proyecto con aliados de izquierda y centro izquierda. Y alentamos - precisó uno de ellos al mejor estilo de Torcuato D Tella -, que la derecha se reformule y vaya con sus banderas de alineamiento total con Estados Unidos, el libre mercado absoluto y el predominio de lo privado en la salud y en la educación".

En este punto, la fuente distinguió entre la actitud "de quinta" de Duhalde, con la postura "moderada y respetuosa" del ex presidente radical Alfonsín.

"Duhalde - explicó otro espadachín K - se quiere tomar revancha por cuentas no saldadas. Dicen que es buen ajedrecista, pero aquí se equivocó con sus dardos venenosos arrojados con un aparente tono benevolente. Hizo una jugada de largo plazo a destiempo. Cree que nada dura para siempre en la Argentina y lo instala en la sociedad para deteriorar la imagen de la Presidenta".

Los voceros K aseguraron cada uno por su lado que los propósitos de Duhalde "son los peores" y vaticinaron que no tendrán impacto "porque hoy no tiene gravitación y mucho menos en el partido". Uno de ellos le sugirió trabajar en "fundaciones o bibliotecas" y tomar en consideración que "Kirchner salió entero de la Presidencia" y que "su influencia es muy fuerte. No hay nadie que le pueda hacer sombra", sentenció.

 

 


Comentarios


Reorganizar el PJ sin opacar a Cristina